•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La caída del precio internacional del café “repercute muchísimo” en la producción nacional del grano, afirma Norlan Antonio Dávila, presidente de la Unión de Cooperativas de Cafés Especiales Cordillera Isabelia, que reúne a unos 1,400 caficultores de Jinotega.

“El precio actual del café no compensa los costos de producción. Ese es el impacto más fuerte de la caída del precio, pero aparte hubo pérdidas (de café) por el cambio climático”, manifestó Dávila.

El precio de referencia del café oro, en promedio, en lo que va de marzo es de US$119.3 por quintal, en la Bolsa de Valores de Nueva York. En febrero, el valor en promedio mensual fue de US$120.8.

Pero lo más preocupante para los caficultores es que el precio no ha tenido una reacción positiva en los últimos meses, ni hay una tendencia al alza.

La cosecha de café de Nicaragua dijeron a mediados de esta semana que está por finalizar, de acuerdo con los representantes del sector.

“En Matagalpa ya terminamos el corte. Solo algunas finquitas, contadas, aún están recolectando café en Jinotega”, dijo Aura Lila Sevilla, presidenta de la Alianza Nacional de Cafetaleros de Nicaragua (ANCN). 

Según Sevilla, la mayor parte de la cosecha de café también ya fue vendida a bajo precio.

Los caficultores comercializan su producción en el mercado de futuro, para poder cumplir con sus obligaciones financieras y continuar trabajando en sus fincas.

En la medida de lo posible, no venden toda su producción para ver si el precio se recupera. “Todavía hay remanente de café que no se ha rematado a la espera de una reacción positiva del precio, pero el problema es que la reacción ha sido más bien negativa”, señaló la representante cafetalera.

Además, Sevilla señaló que generalmente la caída del precio internacional del café golpea más fuerte a los micros y pequeños productores, porque estos tienen que vender su café inmediatamente.

De acuerdo con el presidente de la Unión de Cooperativas de Cafés Especiales Cordillera Isabelia, en el campo el valor del quintal de café durante la temporada osciló entre C$2,800 y C$3,000, es decir, menos de US$100. 

Cambio climático

La ANCN ha insistido en los últimos días en que muchos caficultores están en una situación difícil, debido a que se les juntaron varios problemas. Por una parte, el precio no se ha recuperado y está por debajo del precio que tenía el grano hace un año. 

En marzo de 2017, el precio promedio mensual del rojito alcanzó los US$140 por quintal. Por la otra parte, afirman que la producción del ciclo 2017-2018 fue seriamente afectada por la variabilidad del clima.

“Llovió cuando no tenía que llover, y el café estaba madurando. En ese momento se remaduraron los granos”, contó Dávila.

El Gobierno, por medio del Sistema de Producción, Consumo y Comercio, se reunió el pasado miércoles con los representantes de los caficultores.

De acuerdo con Sevilla, se crearon dos comisiones de trabajo, una para atender los problemas a corto plazo de los caficultores mayormente afectados y la otra para comenzar a trabajar en la estrategia de transformación de la caficultura del país.

El presidente del Cosep, José Adán Aguerri, informó el miércoles que se hará una auditoría externa al fondo que se ha recolectado en los últimos años para echar a andar el Plan Nacional de Transformación y Desarrollo de la Caficultura, el cual asciende a unos US$18 millones.

La Comisión Nacional para la Transformación y Desarrollo de la Caficultura (Conatradec) surgió a finales de 2013 producto de la Ley para la Transformación y Desarrollo de la Caficultura (Ley 853). Aguerri recordó que la comisión surgió con el objetivo de buscar fondos para apoyar a cafetaleros que no tenían acceso a financiamiento de la banca tradicional ni de microfinancieras.

Asimismo, dijo que el sector cafetalero ha propuesto que para la cosecha 2018-2019 no se les retenga el dólar estipulado por quintal de café, cuando el precio esté por debajo de los US$140.