•   Caracas, Venezuela  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El fiscal general venezolano, Tarek Saab, presentó hoy los avances de una investigación que revela que la estatal Petróleos de Venezuela (PDVSA) ejecutó entre 2009 y 2012 un esquema de compras irregulares por 11.969 millones de dólares que generó centenares de millones en daños al patrimonio.

La serie de operaciones que permitió un desfalco de 1.162 millones de dólares se hizo a través de "una oficina satélite de PDVSA Servicios" creada en 2009 para ejecutar compras internacionales para la industria petrolera.

 Lea: La estatal Petróleos de Venezuela rechaza toma de sus activos en el Caribe por ConocoPhillips

Saab explicó en una conferencia de prensa que "en un lapso de cuatro años se tramitaron alrededor de 23.216 compras por un monto estimado de 11.969 millones de dólares", y que buena parte de esas compras "se realizaron de manera irregular para favorecer a algunas empresas", dijo.

Los "enormes daños patrimoniales" se hicieron a través de la adquisición de "producto con sobreprecio, sobrevaloración, compra de equipos no adecuados, compra de productos dañados, compra de equipos no entregados", dijo el fiscal al citar algunos casos.

La oficina que funcionó hasta 2012 se creó con el objeto de gestionar las transferencias de estructuras internacionales de PDVSA Servicios con Bariven, una de las principales filiales de la estatal, encargada de la adquisición de materiales y equipos para la exploración y producción, refinación y gas.

De interés: Nueva demanda contra PDVSA: minera canadiense busca recuperar USD 25 millones

A lo largo de los cuatro años de operaciones el Ministerio Público determinó que "se favoreció empresas bajo el esquema de adjudicaciones directas, se manipuló el sistema SAP para incorporar a nuevos proveedores que no aparecían como tales", explicó Saab.

Esta oficina hizo compras internacionales desde Venezuela "simulando que se realizaban desde Holanda" lo que transgredió también la reglamentación del Servicio Nacional de Contratistas y en el reglamento interno de PDVSA.

Bajo este esquema se determinó la participación de 32 empresas, entre las que destacaron cuatro organizaciones propiedad de los ciudadanos Roberto Rincón y Abraham Shiera, ambos procesados en Estados Unidos acusados de haber pagado más de 1,000 millones de dólares en sobornos, para obtener contratos en PDVSA.

 Además: Petróleo baja 1.67 % y cierra en US$69.06

El Ministerio Público dictó además órdenes de aprehensión contra otra "decenas", dijo Saab, de implicados en este caso. Casi un centenar de funcionarios de la principal empresa de Venezuela, entre ellos dos exministros y directivos de varias filiales han sido detenidos o están siendo buscados por lo que se considera el mayor caso de corrupción que se ha hecho público durante el gobierno chavista.

Venezuela atraviesa una de las peores crisis económicas de toda su historia determinada, entre otras cosas, por la caída prolongada de los pecios del petróleo, que generan el 90 % de los ingresos y mermaron a 40 %.