• |
  • |
  • AFP

El Departamento de Estado de Estados Unidos impuso un embargo comercial al camarón de Costa Rica desde el 1 de mayo pasado por no aplicar la sección 609 de la Ley Pública estadounidense que obliga a proteger a las tortugas marinas durante la pesca comercial de camarones, informó hoy la embajada del país norteamericano en San José.

La medida fue adoptada después de una amplia investigación mediante la cual las autoridades estadounidenses determinaron que los pescadores de camarón no son obligados a utilizar el denominado "dispositivo excluidor de tortugas" (DET) en las redes de arrastre, que evitan la muerte accidental de estos animales en peligro de extinción.

El estatal Instituto Costarricense de Pesca (Incopesca) "fue advertido de que el camarón costarricense podría sufrir un embargo desde diciembre del 2008, a lo cual los funcionarios respondieron que resolverían el asunto a inicios del 2009, pero no han hecho absolutamente nada", aseguró Andy Bystron de la organización no gubernamental Pretoma (Programa Restauración de Tortugas Marinas).

"Incopesca ha sido en extremo negligente", expresó el activista, quien agregó que "este es el cuarto embargo que sufre Costa Rica desde 1999, lo que viene a comprobar que desde hace mucho tiempo la política oficial del Estado ha sido ignorar la legislación nacional que obliga al uso del DET". El gobierno costarricense no ha reaccionado aún al anuncio estadounidense.