•  |
  •  |
  • END

CARAZO
Con la caída de las primeras lluvias, que permiten la floración en los cafetales, el departamento de Carazo se prepara para el trabajo en las plantaciones, donde este año los productores estiman que se logrará cosechar unos 70 mil quintales de café.

Según la Red  del Café, que en este departamento aglutina a 3 mil 200 productores entre pequeños, medianos y grandes, la pasada cosecha fue una de las mejores en los últimos  diez años en la zona del Pacífico, al producir 100 mil quintales del grano de oro.

Rafael Márquez Molinares, Gerente General de la sucursal de la empresa exportadora de café Enicasa, señaló que “como la cosecha del grano de oro es cíclica, se espera que este año la recolección sea menor, pero quienes  realizan la estimación del cultivo son  los técnicos de cada empresa exportadora que después de la primera lluvia y posteriormente acercándonos al mes de septiembre, pueden estimar las  cifras de  cuánto es lo que puede producir este ciclo cafetalero”, acotó.

El experto de la caficultura, quien desde hace treinta años se dedica a este rubro, expresó que “nosotros como empresa lo que hacemos es brindar financiamiento a un grupo de 300 pequeños productores  que posteriormente se comprometen a vendernos sus cosechas. El año pasado se financió un monto de 80 mil dólares que se desembolsó en tres etapas, para culminar la cosecha de café”.

Cosecha en altura

Una de las principales labores para la cosecha del café, es determinar la altura del terreno donde se cultiva, ya que entre mayor sea la elevación, la conformación del grano será consistente, con peso y de mejor calidad, como las mesetas caraceñas y las del crucero, según explicó.

Actualmente el precio internacional del quintal del café es de 120 dólares, lo que según Márquez, equivale en nuestro país a una mínima ganancia del pequeño productor, porque  sus costos se incrementaron en ochenta dólares por quintal.

Falta financiamiento

Marcos Estrada Rodríguez, un pequeño productor  originario de Masatepe, donde tiene 6 manzanas de tierra para la recolección del grano de oro, manifestó a EL NUEVO DIARIO, que “no tenemos apoyo por parte del gobierno y necesitamos que se nos brinde una oportunidad para incrementar la producción en el departamento, ya que la crisis internacional nos afecta a todos”.

Entretanto, Márquez señaló que “la producción cafetalera está disminuyendo y seguirá declinando por la falta de financiamientos o programas que permitan motivar a los pequeños y medianos productores cafetaleros. El gobierno prometió la creación del Banco de Fomento, pero ya en dos años consecutivos sólo se llegan a las reuniones y no se resuelve nada positivo, mucho menos que haya desembolso de préstamos para la producción del rubro más importante en nuestro país”.