•   Caracas, Venezuela  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Las autoridades venezolanas iniciaron ayer el proceso de instalación del nuevo sistema de cobro de la gasolina nacional, considerada la más barata del mundo, y será en unas tres semanas cuando se anuncie el precio del combustible, dijeron a Efe fuentes cercanas a la estatal Petróleos de Venezuela (PDVSA).

Aunque el presidente Nicolás Maduro anunció ayer que hoy iniciaba en período de prueba este nuevo sistema en 315 gasolineras de 85 municipios de ocho estados fronterizos, fuentes dijeron a Efe que lo que se inicia este martes es la entrega y calibración de equipos y la capacitación del personal para el uso de los mismos.

Este nuevo mecanismo de cobro, por el que el Estado subsidiará la gasolina a quienes tengan la tarjeta gubernamental “carnet de la patria”, se empleará una vez esté desplegada toda la plataforma en los estados, aseguraron los informantes que añadieron que es “posible” que se siga cobrando al precio actual mientras se define el nuevo monto.

El valor de la gasolina venezolana es actualmente tan bajo que se paga con un billete del viejo cono monetario -el de 1,000 bolívares- que tras la reconversión monetaria que le quitó cinco ceros a la moneda equivale a 0.01 bolívares con un cambio de divisas que se ubica en 61 bolívares por dólar.

El presidente Maduro ha dicho que quienes no posean el llamado carnet de la patria deberán pagar la gasolina a precio internacional, el cual será establecido en el transcurso de
septiembre a octubre, “ya cuando esté aprobado el sistema”.

El nuevo sistema de cobro es un dispositivo electrónico que incluye un lector dactilar y un escáner de QR (código de respuesta rápida, por sus iniciales en inglés) para el uso del carnet, así como un método de pago por tarjeta de débito o crédito que permitirá pagar a quienes no tenga la tarjeta gubernamental.