•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Ni las celebraciones de las fiestas patrias, que significan un fin de semana largo, harán que los negocios dedicados a prestar servicios a los turistas funcionen con normalidad, por que, según los presidentes de la Cámara Nicaragüense de la micro, pequeña y mediana empresa turística (Cantur), de los principales destinos de playa apuntan que solo el 60% de los establecimientos están funcionando, pero con el mínimo de personal.

Antes de la crisis sociopolítica que enfrenta Nicaragua, los dueños de hoteles y restaurante para esta fecha ya tenían más del 90% de los espacios reservados, y contratado a personal extra para atender la masiva presencia de turistas, ahora están en cero, lo cual deja en evidencia la falta de poder gasto de los nicaragüenses a pesar de que existen promociones y ofertas de paquetes especiales para esta temporada, que es llamada La Semana Santa Chiquita.

Estas celebraciones se convertían en un respiro para los dueños de restaurantes y hoteles que en su mayoría son pequeños, porque además de la crisis están en temporada baja para el turismo extranjero.

Según Reyna Triguero, presidenta de Cantur capítulo San Juan del Sur, en años anteriores para esta fecha los hoteles tenían reservas casi en 100% pero ahora “nadie ha reservado ni en los hoteles, ni casas y eso que hay lugares que ofrecen descuentos del 20%, 30% y hasta el 50% pero que va no ha funcionado, a diferencia de años anteriores, que hasta le subían la tarifa porque era mucha la demanda”.

Triguero apuntó que esa estrategia de ofrecer descuentos es porque no tienen otra alternativa porque “el pago de luz y agua nos está matando, esos vienen puntual y tenemos que resolver de una u otra manera”.

En el caso de Granada, el presidente de Cantur de ese departamento, Bosco Garay, es más optimista en considerar que esas “vacaciones” les ayudarán, pero a la vez admite que no todos los establecimientos están abiertos y que menos de la mitad del personal está laborando.

"Nosotros consideramos que tenemos ventaja por la cercanía que tenemos con Mana gua, entonces la gente se viene a dar su vuelta a las isletas, a la ciudad a comer su vigorón o pescado (...), en lo que sí se ha reducido es en la visita de turistas del lado de Masaya y Carazo, pero están viniendo de las otras zonas del país”, mencionó Garay.

Por su parte, la presidenta de la Cámara Nacional de Turismo (Canatur), Lucy Valenti señaló que como organización no tienen información sobre campañas especiales por parte de sus agremiados, “eso le correspondea cada empresa (desarrollar su propuesta) para el turismo local y yo entiendo que los turoperadores no tienen solicitudes de reservas, en la mayoría de los casos han sido canceladas”.

Las playas reciben menos turistas en Nnicaragua, Archivo/END

En cambio, en el departamento de León, los oferentes del turismo confían que además de los visitantes a las playas, la celebración de la Virgen de la Merced permita mayor afluencia de personas en la ciudad.

El presidente de Cantur capítulo León, Francisco Aguilera, indicó que los restaurantes y otros comercios están funcionando con normalidad, sin embargo, la ocupación hotelera no.

En San Juan del Sur desde este fin de semana están realizando eventos en la costa, Triguero admite que “no hay condiciones, pero necesitan trabajar”, porque la mayoría de los locales solo funcionan con el propietario y familiares, pues no tienen la capacidad de sostener el salario de los trabajadores.

“Ya me di de baja en el seguro, porque no me da para pagar más, tuve que pagar liquidaciones y eso nos afectó bastante, usted sabe que han cerrado varios negocios y los que aún existimos buscamos como solventar”, declaró Triguero.

Mukul, un destino turístico para personas con alto poder adquisitivo, suspendió operaciones debido a la crisis en Nicaragua. Archivo/END

Los centroamericanos

Según el Boletín Estadístico de Turismo, que publica el Instituto Nicaragüense de Turismo (Intur) 2017 , solo en septiembre de ese año, el 71.1% de losvisitantes extranjeros eran centroamericanos, principalmente de Costa Rica.

El mismo informe detalla del crecimiento que venía registrando la entrada de ese mercado, que al menos el año pasado en el mes antes mencionado creció en 29.3% en comparación al mismo período de 2016.

Además que solo septiembre recibió el 6.58% del total de turistas que ingresaron en todo el año pasado.

Pero Triguero asegura que la presencia del turista centroamericano no se siente este año, “al menos aquí en San Juan no se están quedando, incluso estaban entrando muchos salvadoreños para la zona de Estelí, Nueva Segovia, toda la zona norte, pero según mis colegas ahorita están paralizados”.