•   Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Los pagos por compras de bienes y servicios a través de distintos medios electrónicos totalizaron entre enero y septiembre de este año C$112,769.30 millones, según el Informe de Sistemas y Servicios de Pago en Nicaragua del tercer trimestre de 2018.

El 97.9% de ese monto se efectuó a través de las terminales POS, ese aparatito por el cual usted pasa su tarjeta cuando paga en el supermercado u otro negocio, y las sucursales electrónicas.

Los servicios (o transacciones) que más utilizan la moderna infraestructura actual de los bancos son el retiro de efectivo, los pagos por compras de bienes y servicios, los pagos de préstamos, los pagos de tarjetas de crédito y las transferencias.

 Nicaragua, con la calificación de mayor riesgo en Centroamérica

Del total de las compras de bienes y servicios por medios electrónicos, el 48% (C$54,150.6 millones) se efectuó a través de los POS; el 49.9% (C$56,337.70  millones) por medio  de sucursales electrónicas; 1.68% (o sea C$1,893.7 millones) por pagos en línea; y finalmente, el 0.34% restante (C$387.2 millones) se realizó mediante aplicaciones móviles, cajeros automáticos y corresponsales no bancarios.

“Es importante destacar que el monto promedio de los pagos realizados a través de POS es de 1,248.8 córdobas, mientras que a través de sucursales electrónicas se pagan 30,879.8 córdobas por cada operación”, señala el BCN.

Cantidad de transacciones

En concepto de pagos por compras de bienes y servicios se efectuaron 47.3 millones de transacciones, de las cuales el 88.75% (42 millones) se realizó por medio de POS.

Las aplicaciones móviles y las sucursales electrónicas representan el 3.61% y 3.64% respectivamente.

Por su parte, el 2.49%  del total se efectuó en línea y el 1.5% restante fue por medio de los cajeros automáticos y corresponsales no bancarios.

Retiros

Por su parte, los retiros de efectivo efectuados de enero a septiembre de este año a través de los distintos instrumentos disponibles en el sistema bancario totalizaron los C$122,904.1 millones. 

En retiro de efectivo se realizaron 29.8 millones de transacciones. 

Los agentes económicos o clientes del sistema financiero utilizan mayoritariamente para esas gestiones los cajeros automáticos, y el instrumento principal para las mismas son las tarjetas de créditos.

Por otra parte, las transferencias totalizaron un valor de C$429,581.9 millones y el principal canal fue la sucursal electrónica.

 Negocios reabren en Granada, pero con poca afluencia de turistas

Ese monto incluye transferencias realizadas a través de sucursales electrónicas o aplicaciones móviles, pero excluye las transferencias realizadas desde las llamadas billeteras móviles.

Para el tercer trimestre del año, el BCN encuentra que “el monto promedio de los pagos (de las transferencias) a través de sucursales electrónicas es de 71,813.3 córdobas, mientras que los pagos a través de aplicaciones móviles se realizan por montos promedios de 13,356.5 córdobas, es decir, que las sucursales electrónicas están orientadas a pagos de alto valor, frente a las aplicaciones móviles”.

Instrumentos de pago

Según el BCN hasta el tercer trimestre de este año en Nicaragua había 1.3 millones de tarjetas de débito activas, que son los instrumentos con mayor presencia en el mercado.

El informe del banco emisor también refirió que al tercer trimestre del año había 599,636 tarjetas de créditos.

Otro instrumento que está tomando auge en el país es el de las billeteras móviles. Al tercer trimestre de 2018 ya había 143,726 billeteras móviles activas, un 9.5% más con respecto al segundo trimestre del año.

Cajeros

De acuerdo con el BCN, que incluye por primera vez los datos relacionados con la nueva infraestructura bancaria en el informe de Sistemas y Servicios de Pago, en el país hay 879 cajeros automáticos tradicionales, los que sirven para retirar dinero, pagar bienes y servicios, realizar transferencias, hacer consultas de saldo u otros.

La entidad también manifestó que hay 77 cajeros automáticos inteligentes, que además de poder realizar los servicios de un cajero tradicional, son capaces de recibir dinero (billetes y monedas) para realizar operaciones de depósito y de pagos.

Al cierre del tercer trimestre, en Nicaragua había 28,822 líneas de POS y unos 7,561 corresponsales no bancarios, que son personas naturales o jurídicas que ejercen actividades comerciales o de servicios en el territorio nacional, con la cual una institución financiera suscribe un contrato para que, por cuenta de esta, pueda prestar los servicios regulados de la institución financiera.

El BCN afirmó que en Nicaragua existen 822,234 usuarios de sucursales electrónicas. 

 ​​Deuda externa representa el 82.9% del PIB

Otro servicio, conocido como kioscos electrónicos, también forma parte de la infraestructura de los sistemas de pago del país. Al cierre del tercer trimestre se contabilizaron 116.

Los kioscos permiten al público obtener información relacionada con cuentas bancarias mediante el uso de tarjetas de débito, igualmente permite hacer consultas relacionadas con tarjetas de crédito.