•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Nicaragua cerró 2018 con una inflación de 3.89%, lo que supuso 1.79 puntos porcentuales menor que el año anterior, informó el Banco Central.

En 2017, según datos oficiales, la inflación en Nicaragua cerró en 5.68 %, mientras en 2016 terminó en 3.13 %, en 2015 en 3.05 %, en 2014 en 6.48 %, en 2013 en 5.67 %, en 2012 en 6.62 %, en 2011 en 7.95 % y en 2010 en 9.23%, la cifra más alta de Centroamérica entonces.

El Banco Central de Nicaragua (BCN), indicó que la inflación acumulada en 2018 estuvo inducida por el comportamiento de los precios de bienes y servicios en las divisiones de alimentos y bebidas no alcohólicas; alojamiento, educación, agua, electricidad, gas y otros combustibles, con un aporte conjunto de 1.856 puntos porcentuales a la inflación total.

En tanto, la inflación en diciembre pasado, que fue del 0.63 %, según la información oficial, estuvo determinada principalmente por el comportamiento de los precios en algunos bienes y servicios de las divisiones de alimentos y bebidas no alcohólicas, recreación y cultura, y salud.

Nicaragua tuvo un crecimiento económico de 4.9% en 2017, con una inflación de 5.68%, según cifras oficiales.

El Gobierno calculaba, antes de la crisis sociopolítica que atraviesa desde el 18 de abril pasado, que la economía del país crecería en 2018 entre un 4.5 y un 5%, con una inflación acumulada que se situaría entre un 5.5 y un 6.5%.

El BCN actualizó su proyección y estimó que la economía crecerá entre 0.5 y 1.5%, mucho menor de lo previsto.

El banco emisor del Estado aún no ha dado a conocer el crecimiento del PIB del año pasado, pero el Fondo Monetario Internacional y otros organismos refieren que la contracción será de alrededor de 4%.