• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Impresa

El Gobierno de Nicaragua destinó C$46,875 millones al Gasto de Estrategia y Reducción de la Pobreza en 2019, un monto inferior en 8.5% a lo aprobado inicialmente en el Presupuesto General de la República 2018 que fue de C$51,285 millones; es decir, C$4,410 millones menos.

El año pasado el fondo terminó siendo de C$47,394 millones con la reforma de agosto, producida por la crisis sociopolítica.

El 30.05% del gasto enfocado en la reducción de la pobreza será canalizado a través del Ministerio de Educación (Mined), y será de C$14,084 millones en 2019, el 1.2% menos de lo previsto originalmente en 2018.

END

La construcción y equipamiento de centros de educación primaria y secundaria; supervisión y mejoramiento de los centros a nivel nacional; mejoramiento de aulas multigrado; educación especial, alfabetización de adultos y formación y desarrollo profesional de docentes son los principales proyectos en los que el Mined utilizará estos fondos.

Los fondos que gestionará el Ministerio de Salud (Minsa) en 2019 serán 7% menos, quedando en C$13,691 millones. El año pasado fueron C$14,719.9 millones.

Del total de fondos estatales para la estrategia de reducción de la pobreza, el 29.2% lo utilizará el Minsa, en prevención de enfermedades y supervisión, reemplazo y equipamiento de centros hospitalarios.

El Gobierno prevé que la contracción económica solo sea de 1%. Bismarck Picado.

Las asignaciones y subvenciones a institutos, gobiernos locales y empresas públicas acaparan el 25.95% (C$12,164 millones), menos que en 2018 cuando fue de C$13,501 millones.

La cuarta institución con mayor recorte de estos fondos es el Ministerio de Economía Familiar Cooperativa y Asociativa (Mefcca), con -24.4%.

Efectos en el desarrollo

La Fundación Nicaragüense para el Desarrollo Económico y Social (Funides) explicó que los recortes en áreas importantes, como salud y educación, tienen un efecto directo en los niveles de pobreza, en el mediano plazo.

El Ministerio de Fomento Industria y Comercio (Mific), Ministerio del Trabajo (Mitrab) y el Ministerio de la Juventud son los únicos que aumentaron sus montos, con tasas de 23.1%, 3.3% y 4.3%, respectivamente, según los presupuestos originales correspondientes a 2018 y 2019.

END

El Ministerio Agropecuario (MAG) es una de las instituciones más afectadas por el recorte de fondos para la reducción de la pobreza. Este año recibirá C$14.6 millones (48.4% menos) del monto asignado en 2018, C$28.4 millones.

El Ministerio de Energía y Minas (MEM) utilizará C$416.4 millones para la reducción de la pobreza, 36.8% menos en comparación con el presupuesto inicial de 2018. Según lo programado, lo utilizará en proyectos de generación eléctrica y electrificación en comunidades a nivel nacional, lo que reduce la pobreza.

Con una baja de 29.9%, el Ministerio del Ambiente y de los Recursos Naturales (Marena) es la tercera institución con mayor reducción, al pasar de C$298 millones en 2018 a C$209 millones en 2019. Estos fondos se destinarán a la protección y mejoramiento de la calidad ambiental, conservación de áreas protegidas y adaptación y mitigación al cambio climático.

Posibilidad de más recorte

Funides no descarta que este año se realicen reformas presupuestarias, porque el Gobierno prevé que la contracción económica solo sea de 1%, suponiendo una recuperación gradual de las actividades económicas.

END

Pero, Funides considera que este supuesto no es acorde al entorno económico esperado. “Si la crisis se extiende en todo el 2019, la contracción de la actividad económica oscilaría entre –7.3% y -10.9% con respecto a 2018. Esto sugiere que en 2019 el Gobierno tendría una brecha financiera que los obligaría a realizar una reforma presupuestaria”, indicó este organismo.

De ocurrir esos recortes, se podrían ver afectados los programas de reducción de la pobreza.

Pobreza subiría a 30%

Los pronósticos de la Fundación Nicaragüense para el Desarrollo Económico y Social (Funides) para este año indican que el 30% de la población nicaragüense caería en la pobreza, lo que representa alrededor de dos millones de personas.

“Se estima que el 23.5% se encuentra en situación de pobreza en 2018, equivalente a 1.5 millones de personas. Esta tasa de incidencia de la pobreza representa un aumento de 3.1 puntos porcentuales, respecto a lo estimado en 2017 (20.4%), y se encuentra asociado con la reducción de la actividad económica en el contexto de la crisis sociopolítica”, indicó Funides.