elnuevodiario.com.ni
  •  |
  •  |
  • AFP

Satisfecho con los avances logrados en las negociaciones del Acuerdo de Asociación entre Centroamérica y la Unión Europea, el gobierno de Costa Rica urgió a sus vecinos centroamericanos a unificar posiciones para que el proceso pueda estar concluido en la segunda semana de julio próximo. "Si sólo de nosotros dependiera no tendría la menor duda de que cerramos la negociación en julio", afirmó el ministro costarricense de Comercio Exterior, Marco Vinicio Ruiz, durante una charla con periodistas en la que también participaron el canciller Bruno Stagno y el jefe de la comisión negociadora, Roberto Echandi.

Ruiz aseguró que, aunque hay temas pendientes que posiblemente se definirán en la última ronda, "la gran mayoría de los objetivos que nos habíamos propuesto los países centroamericanos ya se han consolidado". "Hay signos inequívocos del compromiso tanto de Centroamérica como de la UE para culminar exitosamente" el proceso, precisó por su parte el canciller Stagno. Asimismo, el jefe de la delegación costarricense en las negociaciones, el embajador Roberto Echandi, puntualizó que en la parte de acceso a mercados ya se han logrado acuerdos en relación con la inmensa mayoría de las listas propuestas tanto por la UE como por Centroamérica

En general, los países del istmo podrán ingresar al mercado europeo el 94% de sus productos, 92% con desgravación inmediata, mientras que la UE podrá exportar a Centroamérica el 90% de su oferta con diferentes plazos de desgravación, en atención a las asimetrías entre ambas regiones. "Para el último momento" de la negociación, "lo cual es totalmente normal", han quedado productos que son muy sensibles para los centroamericanos, tales como banano, azúcar, arroz, carnes, ron, camarones y alimentos con alto contenido de azúcar.

Sin embargo, "hay señales muy claras de parte de la UE que nos permiten ser optimistas y pensar que todos estos rubros estarán dentro del acuerdo", manifestó Echandi. También en el aspecto comercial, aún quedan por definir varios temas complejos como las salvaguardias especiales, los subsidios a la exportación, algunas reglas de origen e indicaciones geográficas, pero ninguno de ellos es realmente insalvable, coincidieron los máximos responsables costarricenses.

Pendiente Corte Penal Internacional
El acuerdo de asociación que negocian ambas regiones contiene, además del comercial, otros dos pilares que son la cooperación y el diálogo político. En estos dos últimos aspectos también se ha avanzado rápidamente y los que quedan pendientes son temas poco polémicos, señalaron. En el capítulo de diálogo político queda por definir el tema de la Corte Penal Internacional, a la que la Unión Europea había pedido la adhesión de todos sus socios centroamericanos, pero las autoridades de la UE ya han adelantado que flexibilizarán esa condición, precisó Echandi.

Varios países centroamericanos que vivieron prolongados conflictos bélicos durante la década de 1980 (Guatemala desde 1960) consideran complicada su adhesión a esta corte internacional, pues aún viven procesos judiciales y políticos internos derivados de esas guerras. En cooperación están por resolverse los temas de migración, medio ambiente y cultura, pero ninguno de éstos se considera polémico.

La creación de un fondo de crédito para el desarrollo, que generó polémica y el retiro temporal de Nicaragua de las negociaciones a principios de abril, ha quedado también resuelto con la integración de una comisión que analizará el tema por separado. La séptima y probablemente última ronda de negociaciones del acuerdo de asociación se realizará en Bruselas durante la segunda semana de julio y se espera que sea suscrito en enero de 2010, cuando España asuma la presidencia europea.