• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Web

La cartera de crédito de las microfinancieras del país registró un decrecimiento de 26% en el 2018, la cual se ubicó en US$370 millones, según Jim Madriz, presidente de la Comisión Nacional de Microfinanzas (Conami).

Madriz, quien presentó el informe de la Conami este jueves en la Asamblea Nacional, expresó que esa entidad regula a 38 instituciones de microfinanzas en el país.

De ellas, 25 son instituciones de microfinanzas y 13 empresas intermediarias de microfinanzas.

Señaló que en la industria de microfinanzas existen pequeñas, medianas y grandes empresas microfinancieras.

Las instituciones de microfinanzas además registraron un decrecimiento en sus activos de 20%, en comparación con el 2017.

Según la Conami, los activos de las microfinancieras descendieron a US$370 millones, US$94 millones menos que en el 2017. Archivo/ END

Madriz dijo que la principal causa de la reducción de los activos de las microfinancieras fue la reducción de la cartera de crédito en el 2018, porque se suspendieron los préstamos.

Esa suspensión, indicó, se dio en los meses de junio, julio y agosto del año pasado. “Ya todos conocemos la situación que vivimos desde abril de 2018”, dijo Madriz.

Agregó que el 72% de los activos de las microfinanzas corresponde a la cartera de créditos de esas empresas.

Menos créditos de los fondeadores

Por otra parte, la presidenta de la Conami aseveró que los pasivos de las microfinancieras cerraron en US$310 millones y registraron un decrecimiento de 20%.

Esa caída se dio porque se suspendieron algunas líneas de créditos para las microfinanciera de parte de sus fondeadores.

Además, el patrimonio de las microfinancieras se ubicó en US$60 millones, un 24%.

En 2018, la cartera de cliente de las microfinanzas reguladas por la Conami cerró en 485,287 personas atendidas.

La presidenta de la Conami señaló que 18 instituciones de microfinanzas lograron tener crecimiento en 2018 y las restante tuvieron decrecimientos. Archivo/ END

La presidenta de la Conami señaló que 18 instituciones de microfinanzas lograron tener crecimiento en 2018 y las restante tuvieron decrecimientos.

Las instituciones de microfinanzas también perdieron empleos, aseveró Jim Madriz. De 4,036 plazas que generaron en el 2017, descendieron a 3,322 en el 2018, es decir 713 empleos menos.

Renegociación

En 2018, al arrancar la crisis sociopolítica del país, la Conami se vio obligada a emitir una circular para que las microfinancieras pudieran renegociar los créditos con los clientes afectados.

Madriz dijo que se renegociaron US$20.7 millones de dólares, lo que equivale a 7% del total de la cartera de las microfinancieras reguladas por Conami.

Expresó que la circular fue de mucho apoyo para las instituciones de microfinanzas. Así, sólo esa cartera renegociada cerró el 2018 con el 74% de créditos al día.

Monitoreo

Las microfinanzas tienen 25 años de existencia en Nicaragua, aseveró Madriz, pero es desde el 2011 que están reguladas.

Según Madriz, existen otras 26 instituciones que están operando sin registrarse en Conami, a las cuales esa entidad les da seguimiento para que en algún momento se lleguen a regularizar. “Le seguimos dando chance a las organizaciones que hacen trabajos de microfinanzas y no se han registrado”, expresó.

Además explicó que las firmas de auditorías externas tienen que estar en la Conami para poder brindarle servicio a las instituciones de Microfinanzas. Actualmente existen unas 36 firmas registradas que prestan servicios a las instituciones de microfinanzas.

Inspecciones

En 2018, la Conami tenía planificado hacer 17 inspecciones financieras y 20 sobre prevención de lavados de activos.

De ellas, dijo Madriz, solo se pudieron hacer 5 inspecciones financieras y 7 sobre prevención de lavado de activos.

Como parte de su trabajo, la Conami dijo que también reclamos recibieron 127 casos en el 2018, es decir 18 por ciento más con respecto a 2017.

Los principales reclamos fueron por acuerdos de pagos, cobranza intimidatoria, atrasos de documentos, entre otros.

Los principales reclamos en 2018 fueron por acuerdos de pagos, cobranza intimidatoria, atrasos de documentos, entre otros.

“Los usuarios quieren pagar sus créditos pero ha cambiado su capacidad económica”, afirmó Madriz.

De esos reclamos, manifestó que 92 fueron resueltos y 35 aún están en trámites.

Finalmente dijo que la Conami sobre cumplió en 112 por ciento su ejecución financiera del 2018.