•  |
  •  |
  • END

Tras las negociaciones de 15 días que sostuvo el comité económico del gobierno con la misión técnica del Fondo Monetario Internacional, FMI, que estuvo en Nicaragua para evaluar la situación macroeconómica del país, aún no se ha conseguido la aprobación de la segunda y tercera revisión del programa trianual de servicio de crecimiento y lucha contra la pobreza, por lo que el desembolso de los 35 millones de dólares que nos corresponden no es seguro.

En conferencia de prensa, el presidente del Banco Central de Nicaragua, Antenor Rosales, informó que las negociaciones con el FMI tenían dos grandes objetivos, primero completar la segunda y tercera revisión del programa económico y estudiar el marco macroeconómico, así como las metas para los años 2009 y 2010.

“Todo lo relacionado a las reservas, proyecciones de crecimiento y las proyecciones presupuestarias, ya existe una total coincidencia entre el FMI y Nicaragua, lo único que nos hace falta es arreglar algunos elementos de la agenda complementaria y por supuesto terminar la carta de intención”, indicó Rosales, para lo que adelantó que una comisión técnica del gobierno visitará el próximo 9 de Junio la sede del FMI.

Rosales se mostró optimista al manifestar que esperan concluir con las revisiones en este mes de junio, para proseguir a solicitar una dispensa al directorio del Fondo con el objetivo que éste apruebe los retrasos de la agenda complementaria.

“La mayoría de los criterios cuantitativos de desempeño con los que nos habíamos comprometido, los hemos cumplido y hemos avanzado en la parte de la agenda, pero no lo hicimos en las fechas establecidas por lo que debemos presentar la dispensa para que el Fondo proceda a los desembolsos”, manifestó el presidente del BCN.

Negociación continuará próxima semana

Rosales dijo que en esta nueva jornada de negociación de la próxima semana, a partir del nueve de junio, en Washington, esperan terminar los puntos pendientes, tales como la carta de intención y el comportamiento económico trimestral de Nicaragua.

Entre los temas de la agenda complementaria 2010 sobre los que tendrán que trabajar se encuentran el fortalecimiento del sector eléctrico, fortalecimiento de la administración pública financiera, fortalecimiento de las finanzas públicas, contemplando reformas presupuestarias.

“Debemos seguir trabajando en el fortalecimiento del Banco Central para lo que el gobierno deberá presentar para este mes de junio una reforma a la ley orgánica del BCN, así como una reforma presupuestaria que precise que aquellas cosas que no se vayan a cumplir en el programa de inversión pública deben eliminarse del presupuesto”, refirió Rosales.

De igual forma explicó que es necesaria una fuerte disminución en las exoneraciones de los sectores no productivos, así como medidas de contención de gastos del Instituto Nicaragüense de Seguridad Social, INSS.

“Actualmente hay un aumento sustantivo de los gastos del INSS que no están contribuyendo a fortalecer la posición financiera por lo que debemos hacer un esfuerzo en conjunto para ejecutar un sinnúmero de medidas en pro de arreglar esta situación.

La perspectiva para bienio 2009-2010 contemplan un crecimiento económico entre el cero y el uno por ciento, mantener una inflación que ronde los siete por ciento, la variación nominal del Producto Interno Bruto aproximada será del 6.5% en el año 2009 y en 8 % en el 2010. La taza de deslizamiento será la que el país ha mantenido como parte de la política monetaria del país, es decir del cinco por ciento. Con relación al déficit de cuenta corriente estará en -17.2% en este año y -20 % para el 2010.