• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Impresa

Las empresas del sector industrial y comercial del país están explorando diferentes opciones para abaratar los costos de la energía eléctrica, informaron representantes de estos dos sectores económicos.

Entre julio y septiembre de este año el precio de la energía eléctrica sufrió un incremento de al menos 4.1%, según el experto en temas energéticos de la empresa Multiconsult, Larry Sotelo.

“De manera general, el incremento es para todos los sectores”, dijo Sotelo a El Nuevo Diario.

Carmen Hilleprandt, presidente de la Cámara de Comercio y Servicios de Nicaragua (CCSN) reconoció que ese incremento en el costo de la energía representa un fuerte “impacto” para las empresas del sector que en medio de la crisis sociopolítica buscan la forma de subsistir.

“Usualmente en comercio y servicios utilizamos bastante energía, y sí, es un impacto más todas las otras reformas es un impacto grande y se tiene que agregar a los costos de los productos”, refirió Hilleprandt.

La presidenta de la CCSN reiteró que el sector comercial al pagar la tarifa más alta de energía pierde competitividad.

Las empresas del sector industrial y comercial del país están explorando diferentes opciones para abaratar los costos de la energía eléctrica. Archivo/END

“Te vuelve menos competitivo, porque los montos fijos a la hora de comercializar un producto o un servicio se te encarecen, entonces a cualquier empresa y más ahorita a como está el tema económico sí te perjudica grandemente”, agregó.

Hace poco más de un mes, los socios de la Cámara evaluaron la posibilidad de sacar provecho a los sistemas de energía renovable para abaratar el costo dentro de las empresas.

No obstante, la falta de financiamiento es una de las limitantes que encuentran a la hora de querer invertir en este tipo de proyectos, afirmó Hilleprandt.

“Sí es cara la inversión inicial, pero es un mecanismo a mediano y largo plazo de abaratar, pero en este momento necesitarías préstamos para poder invertir en paneles solares para compensar estas tarifas, es una opción y la hemos valorado (…) Es una opción para el comercio y para el servicio”, insistió la presidente de la CCSN.

Sector industrial

Por otro lado, las empresas del sector industrial que pagaban 21 centavos de dólar por cada kilovatio hora al mes, en la actualidad, producto de los incrementos energéticos sufridos en todo el año están pagando 23 centavos, explicó Sergio Maltés, presidente de la Cámara de Industrias de Nicaragua (Cadin).

“Somos los que estamos en la cola de Centroamérica, cuando tenemos países como Guatemala que andan alrededor de 8 centavos y hacen contratos fijos a 5 años, eso obviamente te da estabilidad”, agregó Maltés.

Este sector económico del país también busca alternativas para reducir el consumo de energía.

Este sector económico del país también busca alternativas para reducir el consumo de energía.Archivo/END

Según Maltés, en Cadin han realizado capacitaciones para lograr que las empresas se vuelvan más eficientes en el uso de la energía eléctrica, pero cada uno de los socios de esta cámara están buscando sus propias alternativas.

“Algunos han metido paneles solares, uno de los mataderos invirtió en un biodigestor que fue una gran inversión, pero a largo plazo lo podés recuperar, otros siguen usando el bagazo de la caña para ser más eficientes (…) Mientras esta corrupción de este sistema siga no hay forma que baje, imposible”, sostuvo Maltés.