elnuevodiario.com.ni
  •   SAN SALVADOR  |
  •  |
  •  |
  • AFP

La crisis económica y la inestabilidad política que afronta Honduras provocarán la caída del turismo centroamericano en 8% este año y obligarán a los países a buscar nuevas estrategias para recuperar el mercado. "Después de cinco años de crecimiento, las proyecciones que tenemos en la región y la que nos proporciona la Organización Mundial del Turismo, es que el sector se reducirá entre un 8 y 9%. Un crecimiento pequeño podría darse el próximo año", declaró el ministro salvadoreño de Turismo, José Napoleón Duarte.

La proyección inicial que tenía la Secretaría de Integración Turística Centroamericana (SITCA), que aglutina a Guatemala, Belice, El Salvador, Honduras, Nicaragua, Costa Rica y Panamá, era que el sector iba a crecer 6,2% en 2009. El principal elemento que está incidiendo en la contracción del sector, según Duarte, es la crisis económica global que "debilitó" nuevas inversiones en la región y además redujo la llegada de turistas de Europa y de Estados Unidos.

En 2008, la región tuvo inversiones que permitieron alcanzar 8.189 establecimientos de hospedaje, superando los 7.972 que había en 2007, según estadísticas de SITCA. "Los operadores de turismo han comenzado a sentir el impacto de la crisis. Reportan que por los costos han dejado de llegar europeos y norteamericanos", subrayó.

Una de las nuevas estrategias que los países centroamericanos impulsan es "fortalecer" el turismo interno, por lo que adelantó que habrá una mayor competencia. "Se puede decir que todos los países estamos en competencia. Todos queremos captar el mismo mercado centroamericano", valoró Duarte. Para el ministro salvadoreño, otro factor que incidirá en el balance anual del sector en la región es la situación "inestable" que afronta Honduras desde el golpe de Estado contra el presidente Manuel Zelaya, el 28 de junio.

Centroamérica con 521.495 km2 y más de 40 millones de habitantes presenta una oferta multicultural que incluye ruta de ciudades coloniales y volcanes, ruta de Patrimonio Mundial, reservas forestales y decenas de playas en la costa del Pacífico y del Caribe.

Los países centroamericanos recibieron un total de 11,1 millones de turistas durante 2008 con un ingreso de 7.293,8 millones de dólares, un 5% más que en 2007. Panamá fue el que mayores ingresos obtuvo con 2.216 millones de dólares, seguido por Costa Rica con 2.160,6 millones, Guatemala 1.275,6 millones, El Salvador 733,9 millones, Honduras 630,9 millones, Nicaragua 276,2 millones de dólares. Esta industria genera en la región más de 20.000 empleos directos y aporta el 6% al PIB regional.