•  |
  •  |
  • END

SANTIAGO / AFP
Los ingresos por exportaciones de América Latina y el Caribe cayeron cerca de 31% en el primer semestre de 2009, según un informe difundido este martes en Santiago por la Cepal, que proyecta que la caída al final del año será de 25%, el peor resultado para la región en 72 años.

La cifra confirma que el comercio fue el sector más afectado por la crisis global, en una caída aún más profunda que las sufridas en anteriores debacles como la crisis de la deuda externa en los 80 o la crisis asiática de los 90, según un reporte publicado este martes por la Cepal.

Para 2009 se proyectó una caída en los ingresos por exportaciones latinoamericanas de 25% y de 11% en cuanto a su volumen, según la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal). La caída de las exportaciones “no tiene precedentes en la historia reciente”, dijo la secretaria ejecutiva de Cepal, Alicia Bárcena, que recordó que sólo existe un registro similar en 1937, tras la Gran Depresión mundial.

El choque externo sufrido por la región es “de proporciones superiores al provocado por la Crisis Asiática (de 1998) y la crisis de la Deuda Externa (1982)”.

Según la Cepal, la debacle se inició en septiembre del 2008, con la agudización de la crisis financiera mundial y el desplome de la cotización de las materias primas, principal fuente de las exportaciones latinoamericanas y motor del crecimiento en los seis años anteriores.

Grave caída

En su conjunto, los precios internacionales de los productos básicos que exporta la región cayeron 29% durante la primera mitad del año, siendo más pronunciadas en el sector minero, petróleo y manufacturas que en los agrícolas.

En el primer semestre, las exportaciones mineras y de petróleo de toda la región cayeron 50%, mientras que los productos manufacturados y agrícolas disminuyeron un 24% y 17%, respectivamente. Las caídas más acentuadas se concentraron en los envíos a la Unión Europea (36.3%) y a Estados Unidos (35.3%).

Los países exportadores de productos básicos, especialmente petróleo y minerales, fueron los más afectados: Venezuela, Ecuador (afectados por el petróleo), Colombia (petróleo y carbón) y Bolivia (gas natural). México, un exportador de manufacturas, especialmente a Estados Unidos, es otro de los grandes afectados.

Pero para la segunda mitad del año, la Cepal evidencia una “tendencia a la estabilización” en el precio de productos como el carbón, el gas natural, el aluminio y el acero y una “recuperación” en el caso del petróleo, zinc, trigo y cobre.

La demanda de China permitió suavizar la caída durante la primera mitad del año y da las bases para apostar por una recuperación durante el segundo semestre, según Alicia Bárcena, quien señaló que el PIB latinoamericano se contraerá un 1.9 por ciento, pero recuperará en un 3.1 para el 2010, de la mano de los envíos regionales.