•  |
  •  |
  • END

Un total de 4.5 millones de dólares aportará el Servicio Nacional Holandés a la Fundación para el Desarrollo Tecnológico Agropecuario y Forestal de Nicaragua, Funica, para ejecutar entre el 2009 y el 2012 el proyecto de “Acceso a mercados de cafés diferenciados” y el cual favorecerá a unos cinco mil quinientos cafetaleros pequeños y medianos de la zona norte del país.

La donación, cuyo protocolo fue firmado por el embajador de Holanda en Nicaragua, Lambert Grijns y por la Gerente General de Funica, María Auxiliadora Briones, será efectiva a lo largo del período de ejecución del programa.

De hecho, el proyecto tiene como objetivo ayudar a elevar el nivel de vida de cinco mil 500 pequeños y medianos productores agropecuarios, por medio de asistirlos técnicamente para que puedan mejorar la calidad de su producción cafetalera, saber mercadear mejor y obtener mejores ingresos.

De acuerdo al programa del Funica, organización que apoya al sector agropecuario desde hace ocho años, y del Servicio Nacional Holandés de Cooperación, por medio de la asistencia técnica, de la investigación de nuevas tecnologías, y del mercado justo, se logrará obtener un precio diferenciado para estos productores cafetaleros.

El precio del café diferenciado varía de entre diez y 30 dólares por encima del valor del grano en la Bolsa de Nueva York, lo que de acuerdo con los impulsores del programa representará una oportunidad y un desafío para las familias productoras, al tener que cumplir con mayores exigencias que las que tienen en el mercado tradicional.

Los cafés diferenciados son conocidos también como especiales, entre los cuales están los del mercado justo, los gourmet, entre otros que han ganado certámenes como el de la Taza de la Excelencia. La mayor parte de estos cafés han salido de las zonas altas de Las Segovias, donde se producen unos 180 mil a 200 mil quintales oro del grano, o sea el 13 por ciento de las exportaciones totales.

Alianzas estratégicas

De hecho, los impulsores insisten en lograr que los productores establezcan alianzas estratégicas y relaciones de negocios con los diversos eslabones de la cadena de café tanto a nivel nacional como internacional, además de que se asocien para posicionarse mejor en las negociaciones para colocar el grano.

Actualmente el café representa un 25 por ciento del área de cultivos establecidos para la exportación y genera un tercio del empleo rural, además que genera, de acuerdo con la temporada, entre 150 mil y 200 mil plazas de labor.

De acuerdo con informaciones del Centro de Trámites de Exportaciones, Cetrex, el aporte de este sector en dólares fue de 182.2 millones de dólares en el 2008, por las exportaciones de más de un millón de sacos de café, en lo cual participaron 22 mil 700 productores, de los cuales casi el 90 por ciento son pequeños, con área menores a diez manzanas y el ocho por ciento tienen cafetales de más de 50 manzanas.