•   Nueva York (EFE)  |
  •  |
  •  |
  • END

El barril de crudo de Texas se depreció ayer el 1,3% y cerró a 73,46 dólares, lo que representa un descenso del 2,56% en el conjunto de una semana en la que persistió el temor a una posible merma en la demanda, debido a la ralentización de la economía en Estados Unidos y otras regiones.

Al concluir la sesión en la Bolsa Mercantil de Nueva York los contratos de Petróleo Intermedio de Texas (WTI) para entrega en septiembre, que expiraron hoy, restaron 97 centavos al valor del jueves y concluyeron en el nivel más bajo desde el 6 de julio pasado. En aquella sesión, el barril de crudo de Texas con vencimiento más inmediato cerró a un precio de 71,98 dólares.

Los contratos de petróleo para entrega en octubre, que comenzarán a tomarse como referencia a partir del lunes próximo, recortaron este viernes 95 centavos o el 1,27% al precio que tenían el día anterior y cerraron a 73,82 dólares/barril.

El crudo de Texas ha mostrado una clara tendencia bajista durante este mes de agosto, que había comenzado con el barril negociándose en torno a 82 dólares.

Reflejo de esa fuerte presión vendedora, que ha ido en paralelo a la trayectoria descendente que seguía también el mercado bursátil neoyorquino, es que el valor del crudo ha bajado en once de las quince sesiones celebradas este mes.

Fortalecimiento del dólar
El recorte que registró ayer coincidió una vez más con un fortalecimiento del dólar ante el euro y otras monedas, lo que suele desanimar las compras de petróleo y de otras materias primas que se negocian en dólares en los mercados internacionales.

Por un euro se pagaban en esta ocasión 1,2706 dólares, comparado con los 1,2819 dólares que se conseguían el día anterior.

Durante la semana se conoció la evolución en el nivel de reservas almacenadas en Estados Unidos la pasada semana y los cálculos que el Departamento de Energía (DOE) difundió el miércoles reflejaron un descenso de 800.000 barriles en las existencias de crudo, una cifra sensiblemente menor de lo que se preveía, a un total de 354,2 millones.

Las reservas de gasolina apenas registraron variación respecto de la semana anterior y las de destilados, que incluyen al gasóleo de calefacción y al diesel, aumentaron en 1,1 millones de barriles.

Los contratos de gasolina para entrega en septiembre se mantuvieron hoy en 1,92 dólares el galón (3,78 litros) y el gasóleo para ese mismo mes se abarató alrededor de 3 centavos, para finalizar en 1,97 dólares/galón. En el caso del gas natural, los contratos para septiembre cerraron a 4,11 dólares por cada mil pies cúbicos, unos 6 centavos menos que el día anterior.