Ervin Sánchez
  •  |
  •  |
  • END

Los esfuerzos para avanzar en el tema de la Unión Aduanera Centroamericana continuarán en la semana del cuatro al ocho de octubre del presente año, a fin de intentar quitar obstáculos al comercio intra regional, que en 2009 alcanzó un valor de 5.234,7 millones de dólares, según la Secretaría de Integración Económica Centroamericana, Sieca.

La cita de la 52º Ronda de Unión Aduanera Centroamericana tendrá lugar en la sede de la Sieca, en Ciudad Guatemala, en la que participarán los Viceministros y Directores de Integración Económica Centroamericana junto con los Directores de Administración de Tratados Comerciales, el Comité Aduanero Centroamericano, el Grupo Técnico Arancelario.

Además estarán presentes en la reunión; los subgrupos de técnicos de: Medicamentos y Productos Afines, Medidas Sanitarias y Fitosanitarias, Medidas de Normalización, Alimentos y Bebidas, Insumos Agropecuarios Normativa Aduanera, Informática y Procedimientos Aduaneros.

El propósito de estas reuniones, según la Sieca, es continuar con las negociaciones de los instrumentos contemplados en el Plan de Trabajo, establecido por el Consejo de Ministros de la Integración Económica, Comieco, para el segundo semestre de este año, que incluye: la negociación de la legislación sanitaria y fitosanitaria, armonización de aranceles, procedimientos aduaneros y registros sanitarios, entre otros, para la facilitación del comercio en Centroamérica.

Esta nueva ronda es organizada por el Ministerio de Economía de El Salvador que tiene a su cargo la Presidencia Pro Témpore del Subsistema de Integración Económica.

Según economistas centroamericanos, la armonización de aranceles es uno de los temas que ha habido dificultades para seguir avanzando más allá del 95% ya armonizado. Sin embargo, en ese cinco por ciento restante está la mayor parte de los productos sensibles para cada país centroamericano y no se cree que por lo pronto se pueda avanzar mucho.

La armonización de aranceles y la facilitación del comercio intracentroamericano es uno de los requisitos que América Central tiene que cumplir para la entrada en vigencia del Acuerdo de Asociación entre el istmo y la Unión Europea, tema que los viceministros y directores de integración regional discutirán en la sede de la Sieca en Guatemala.

Lograr avances en estos temas facilitarían el comercio entre los países del istmo y ayudarán a evitar trabas u obstáculos que a menudo se esgrimen, esta vez como obstáculos no arancelarios y de acuerdo a los expertos, de los que se trata es de favorecer a las pequeñas y medianas empresas que orientan su producción al mercado local y regional.

En esta reunión se podría avanzar en la eliminación de los “obstáculos técnicos al comercio” que pasa por armonizar medidas sanitarias, fitosanitarias y hacer más “expeditos” los procedimientos aduaneros.

La unión aduanera es una meta que los países centroamericanos tienen desde hace cincuenta años, que por pugnas entre cúpulas económicas y gobiernos no se ha logrado alcanzar, sin embargo se está apostando, en una primera fase a la libre circulación de mercancías.

Ante la dificultad de llegar a la unión aduanera en un corto plazo, los países centroamericanos tomaron una meta más modesta, como es la libre circulación de mercaderías.