•  |
  •  |
  • END

La cooperativa Caja Rural Nacional (Caruna) ha ampliado fuertemente su radio de acción en los últimos años, estableciendo acuerdos con organizaciones internacionales como el Rabobank de Holanda, la Cooperación Austriaca, el Banco de Desarrollo de Venezuela (Bandes), entre otros, para beneficiar al sector de la pequeña y mediana producción del país.

Caruna, señala su actual presidente Jorge Martínez, estará cumpliendo próximamente 15 años de labor, trabajando desde 1993 con sectores que pueden obtener financiamiento para su desarrollo en la banca tradicional, tanto en el campo como en el sector urbano.

Actualmente la Caja Rural Nacional cuenta con 22 agencias en todo el país y 150 trabajadores, los cuales mantienen procesos continuos de actualización tecnológica y trabajan con distintas fuentes de financiamiento.

Martínez destacó que en Masaya se está trabajando con la cooperación austriaca en el proyecto Prodelmas, que atiende a pequeños artesanos del mueble, del calzado, de la artesanía, otorgándoles pequeños créditos a un 12 por ciento de interés anual sobre saldo, en tanto que van trabajando en reducir las tasas de interés.

También con Rabobank mantienen en la zona sur del país programas de financiamiento al 12 por ciento de interés, en tanto que a la vez trabajan por medio del Bandes, a través de los fondos que generan las operaciones de venta petrolera según acuerdo entre PDVSA y Albanisa.


Apoyo a programa Usura Cero
A partir de estos fondos, dice el presidente de Caruna, se está trabajando con un programa denominado de crédito justo, que se conoce como Usura Cero, los cuales se entregan con tasas de interés final del cinco por ciento anual sobre saldo, más una comisión de gastos legales del uno por ciento.

Este programa ya ha atendido a 35 cooperativas en todo el país y a micros, pequeños y medianos empresarios, otorgándoles en total unos 113 millones de córdobas desde octubre de 2007, al tiempo que dijo que se está apoyando otro programa denominado Alimentos para el Pueblo, que surge de los fondos del Alba y que son liberados de la factura petrolera.

Por otra parte manifestó que se está creando un programa de seguro para el socio de Caruna, con modalidades de voluntario y obligatorio, el cual incluye beneficios de invalidez parcial, total, muerte, además de otras situaciones.

Caruna está trabajando también en un programa de viviendas, que en su primera etapa incluirá reparaciones, mejoras, incluyendo la compra del terreno con tasas del ocho por ciento anual por 15 años, al tiempo que están comprometido en un tema de legalización de propiedades otorgadas por la reforma agraria.