• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Web

McDonald’s ha actualizado el menú de la Cajita Feliz, que ahora incluirá más frutas y vegetales; y menos grasas, sodio y azúcares añadidos, con el propósito de brindar una mejor oferta nutricional con menos de 600 calorías integradas por diferentes grupos de alimentos, pensando siempre en el balance nutricional recomendado para los niños.

La nutrición infantil ha sido siempre un fuerte compromiso para la compañía. Desde 2011, la empresa viene realizando cambios para mejorar el balance nutricional en la Cajita Feliz. Esto la convierte en la primera cadena de comida rápida que efectúa este tipo de iniciativas, marcando la diferencia y aprovechando su gran escala para ofrecer la comida que más les gusta a las familias, por ser deliciosa, balanceada y siempre divertida. Este año, el menú evolucionará hacia una comida más nutritiva y completa para los niños, con menos grasas, sodio y azúcares añadidos, ofreciendo combinaciones que incluyen: pan de agua con huevo y frijol, McMuffin huevo y queso, McMuffin de frijol, jugos de fruta, sin azúcar añadida, y hamburguesa con vegetales

“En McDonald’s estamos comprometidos con la sociedad y con las miles de familias que nos visitan a diario en América Latina. Por ello, evolucionamos constantemente nuestros, menús prestando atención a los nuevos hábitos de vida y consumo de nuestros clientes para ofrecerles productos y experiencias alineadas con sus expectativas. La nueva Cajita Feliz ofrece una comida tentadora para los niños por ser deliciosa y divertida y para los padres por ser nutritiva”, destaca Luisa Carranza, Coordinadora Segmento Familia McDonald’s Mesoamérica.

Los cambios nutricionales de la Cajita Feliz anunciados están alineados a los hábitos alimenticios que evolucionan con los cambios en la sociedad. Las familias actualmente cuentan con más información y por eso existe una mayor conciencia por alimentar mejor a los niños, así lo describe un estudio de opinión realizado por la consultora Trendsity.

Importancia

A pesar de presentarse desafíos para llevar adelante una alimentación más nutritiva, el 60% de padres y madres encuestado cree que sus hijos comen mejor que ellos a esa misma edad. A su vez, 7 de cada 10 han incorporado o aumentado el consumo de jugos naturales en la alimentación. Por otro lado, el estudio refleja una creciente preocupación por el consumo de productos con azúcar, indicando que 8 de cada 10 padres y madres declararon haber reducido alimentos o bebidas con azúcar.

La compañía va a continuar evolucionando con novedades en su menú infantil ya que estos cambios son parte de un plan a largo plazo. Por eso, está explorando trabajar en los grupos de alimentos que la Organización Mundial de la Salud recomienda para incorporar a una dieta balanceada como son los granos enteros, proteínas magras, lácteos y más frutas, verduras y vegetales. A la vez, también estará enfocada en ofrecer más novedades a través de empaques innovadores y formatos más lúdicos, para que la Cajita Feliz sea cada vez más nutritiva y divertida.

“Continuaremos comprometidos con las demandas de nuestros clientes. Ya estamos trabajando en los próximos pasos para seguir evolucionando las opciones de comida e ingredientes en lo que respecta a nuestro menú infantil en los próximos años. Tenemos como prioridad servir comida de calidad, generando momentos deliciosos”, complementa Luisa Carranza.

Aval profesional

La nueva política nutricional liderada por la compañía se desarrolla con los más altos estándares de responsabilidad. “Apoyamos las iniciativas lideradas por McDonald’s, para promover la salud y el bienestar de las familias. Creemos sumamente importante limitar el contenido energético de la comida ofrecida en la Cajita Feliz a 600 calorías; así como ofrecer combinaciones de menú con opciones provenientes de los cuatro grupos de alimentos, como vegetales/frutas, granos enteros, proteína magra y lácteos”, explica el doctor Fernando Wyss Quintana, presidente de la Sociedad Interamericana de Cardiología.