•   Estelí, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La ciudad de Estelí despidió el pasado jueves a uno de los bomberos más reconocidos en el Diamante de las Segovias.

Se trata del capitán Hilario Soza, quien falleció a los 78 años y quien formó parte de las filas de bomberos voluntarios durante 61 años.

Se rindió a la muerte luego de ser ingresado en el hospital-escuela San Juan de Dios, desde  donde su cuerpo fue llevado hasta su casa ubicada en el barrio Milenia Hernández,  en una unidad de bomberos y escoltado por varios miembros de las distintas expresiones bomberiles existentes en Estelí.

Soza, durante varios años laboró en el área de seguridad en la delegación de rentas de esta ciudad. La mañana de este viernes luego de un homenaje especial póstumo en la Dirección General de Bomberos fue sepultado en Estelí.

Legado familiar

El capitán fallecido transmitió su vocación altruista a su familia ya que varios de ellos son integrantes de organismos de socorro; su nieto Omar Soza también es bombero voluntario.