•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Oscar Miranda es la amabilidad hecha señor de 70 años. El gesto que más predomina en él es su sonrisa.

Estamos por pura casualidad en la Policía Nacional viendo un juego de sóftbol. Mirandita, como todos lo conocen, no deja de sonreír. Y escucharlo trae instantáneamente a la memoria la voz que cada sábado al mediodía se escuchaba en el programa radial de la Romántica.

“A veces me pasa que voy en la fila del cine, hablando, y alguien detrás dice: Yo conozco esa voz".

Es de los que saluda a los demás por su nombre y apellido, con una pregunta y, cómo no, con una sonrisa. Justo ahora habla maravillas --porque en el lenguaje de Mirandita abundan los adjetivos calificativos-- de Walter Ferreti, cuya imagen está enfrente nuestro. "Tenía una gran voz", dice y luego recuerda que estuvo con él un día antes de que muriera.

Oscar Miranda es un señor bajo, con capacidad natural para las relaciones públicas, que viste pulcramente y entró a la televisión nacional en 1968. "Yo quiero tener un millón de amigos, me falta uno y lo estoy conquistando. Esa frase la saqué cuando invitado por Hernaldo Zúñiga en 1974, fui a Viña del Mar y oí cantar a Roberto Carlos".

Padre de tres varones, dos mujeres y se ha casado dos veces. Dice que sus antecedentes están en Malacatoya. "Las ‘Mirandadas’ son del paso de Malacotoya y han quedado en Granada, los Pueblos Blancos y en Chontales”.

Tres características destacan en Oscar Miranda: es “televicioso”, bolerista y positivo.

La periodista Cindy Regidor le agrega una cualidad más: su fineza. "Don Oscar Miranda es un hombre cuya fineza muestra en cada acto y espacio de su vida”.

“Don Oscarito tiene una sonrisa franca y un don de gente especial. En Canal 2 lo extrañamos mucho, porque es de esas pocas personas que con sinceridad te preguntan cómo está tu vida y se preocupan por vos, de esos que dan consejos con el mejor de los propósitos. Conversador por excelencia. No hay tema del que no tenga algo qué decir. Creo que su estilo de oratoria también lo hace único. Su tono de voz, su elocuencia y su gracia funcionaron siempre de maravilla entre la gente que le conoció, especialmente en el ámbito de las relaciones públicas y la publicidad. Un hombre muy querido sin duda”, prosigue Regidor.

"Soy bolerista pero me gusta Santana porque Chepito Areas es uno de los grandes músicos, independientemente de otros temas en su vida, es el único nicaragüense que está en el Salón de la Fama de Estados Unidos", dice Mirandita.

“Soy televicioso, no soy televidente. Es tal mi adicción que he dejado a un lado la lectura, pero tengo tantos libros que ya me propuse empezar. Ahorita estoy terminando uno que se llama ‘El maestro del amor’, escrito por un brasileño que fue ateo y habla cómo Jesús sufrió en la cruz, es muy lindo”.

¿Positivo? "Hay que salir de la casa sonriendo. No le digás a Dios lo grandes que son tus problemas, decile a tus problemas lo inmensamente grande que es Dios, y así salís de tu casa sonriente y positiva”.

Mirandita es un personaje querido por su amabilidad y conocido porque trabajó cuatro décadas en la Gerencia de Ventas del Canal 2, tiempo durante el cual hizo muchas amistades.

“En el 68 estuve en Canal 6 como Gerente de Ventas, y en el 72 pasé con don Octavio Sacasa”. Antes estuvo vendiendo anuncios en Novedades.

¿Y cuál es la fórmula para vender? Él bromea: "Vender, vender, vender, es nuestro himno…”

"Las amistades, la sinceridad, la cordialidad, el presentar productos que sean de beneficio mutuo… y la amistad, a veces vendés por amistad. Hay otros que se arriesgan contigo. Hemos tenido logros y fracasos, no todo ha sido de éxito, pero si sabés superarlo podrás lograr la meta. La clave es: si puedes soñarlo, puedes hacerlo".

Al triunfo de la Revolución dejó de trabajar en mercadeo, pero exploró otra área que, sin duda, le fue muy grata.

“Fui invitado para quedarme trabajando ahí (en el Canal 6), pero no en ventas sino a cargo de musicales y espectáculos. Ese fue el espacio donde se organizaron los festivales Gastón Pérez, de ahí se extraía al cantante ganador para viajar a OTI. Fui el coordinador, formamos un equipo excelente, desde buscar a los músicos, convocar a compositores, escoger de entre 200 canciones las 10 que iban a concursar y dos que se dejaban de reserva, y luego encontrar los cantantes para cada una”.

Desde abril salió del Canal 2 ("qué lindo es sentirse volando", dice cuando se le pregunta), pero ya está involucrado en varios proyectos.

"Estoy como consultor de televisión, estoy con un amigo que se llama Oscar Ortiz, quien está armando una unidad móvil que estamos poniendo a disposición de este medio televisivo. Voy a hacer un programa, una especie de revista que estamos planificando, donde espero tener secciones de interés familiar, además de la música que ha sido lo mío. Habrá testimonios de vida cortos. Soy miembro de los Hombres de Negocios, desde hace 15 años".

Conjuntamente está trabajando en la organización del centenario del Hogar Zacarías Guerra.

 

Ser positivo

“Hay que ser positivo. No le digás a Dios lo grandes que son tus problemas, decile a tus problemas lo inmensamente grande que es Dios, y así salís de tu casa sonriente y positivo”.