•   Sahara  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

El modelo “A partir de África” de la propagación de la humanidad está ahora tan bien establecido como lo puede estar cualquier cosa que intente describir lo que sucedió hace 60,000 años. La evidencia fósil es fragmentaria, sin embargo, los contornos de nuestro pasado colectivo son claros: los seres humanos, afirma el modelo, evolucionaron en el este de África hace unos 200,000 años, y luego, miles de años después, un intrépido grupo de migrantes cruzó el estrecho de Bab el Mandeb hacia lo que ahora es Yemen para colonizar el resto del planeta.

Sin embargo, esto no explica cómo se colonizó la propia África. En particular, plantea la pregunta de cómo la gente cruzó de la parte subsahariana del continente, donde la evidencia sugiere que se originó el Homo sapiens, a través del sofocante Sahara hacia sus orillas norteñas.

La evidencia sugiere que esta migración dentro de África ocurrió hace unos 125,000 años. El escenario más probable es que los primeros migrantes hacia el norte de África siguieron los ríos que se piensa cruzaban el Sahara en esa época, conocida como el Interglaciar Eemiense.

Entonces, como ahora, los casquetes de hielo que han dominado al clima de la Tierra durante los últimos 2.6 millones de años se habían encogido temporalmente. En el Eemiense, el monzón del África Occidental llegaba unos 965 kilómetros más al norte que ahora. Podía haber alimentado ríos que fluían hacia el norte a través del desierto, y, como dijo a principios de este mes Jorge Ramírez, de la Universidad Hull, en Gran Bretaña, durante una reunión de la Unión Estadounidense de Geofísica en San Francisco, los modelos computacionales que él y sus colegas han ideado sugieren que esto es lo que sucedió.

El más al oeste de los canales fósiles de esas corrientes se llama Irharhar. Corre desde las montañas Ahaggar en el sur de Argelia hasta las faldas de las montañas Atlas. El río probablemente corrió y se secó varias veces, conforme los glaciales se derretían y fluían, pero es incierto cuándo sucedió esto.

Los modelos de Ramírez sugieren que el monzón verdaderamente llegó al norte del macizo de Ahaggar en el Eemiense, llenando el Irharhar y también otros dos canales, el Sahabi y el Kufrah, más de 965 kilómetros al este, que surgen en las montañas Tibesti. También sugieren que, aun cuando el Irharhar era efímero --aun cuando fluía, seco durante nueve meses debido a la estacionalidad del monzón--, el clima en su extremo norte era húmedo todo el año, ofreciendo a los viajeros un destino atractivo.

En comparación, aun cuando los ríos del este fluían permanentemente, el clima del área hacia la cual conducían era seco y poco atractivo. Ese no sería un problema para los agricultores, que podían usar el agua para la irrigación, pero la agricultura estaba aún a más de 100,000 años en el futuro. Para las personas que dependían de la caza y de la recolección, una extensa área de hábitat verde y alimentado por las lluvias habría sido más productivo que un río que fluyera constantemente.

Eso concuerda con la evidencia arqueológica de ocupación humana en la región. Los signos de esa ocupación son mucho más abundantes donde fluía el Irharhar que más al este, un hecho que anteriormente no se había explicado.

 

Evolución hace 200,000 años

Los seres humanos evolucionaron en el este de África hace unos 200,000 años; miles de años después un grupo de migrantes cruzó el estrecho de Bab el Mandeb hacia lo que ahora es Yemen para colonizar el resto del planeta.