•   Madrid  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El secretario general de la Organización de Estados Americanos, OEA, José Miguel Insulza, afirma en un artículo que las “divisiones profundas” en la sociedad venezolana solo pueden resolverse mediante un diálogo “abierto y franco” entre el Gobierno y la oposición que busque “acuerdos de fondo”.

“La crisis que hoy vive Venezuela revela divisiones profundas en el seno de esa sociedad, que solo pueden ser resueltas por las autoridades, instituciones, fuerzas políticas y ciudadanos de ese país”, opina Insulza en un artículo titulado: “Solo el diálogo puede cambiar la dinámica de confrontación”, que publicó ayer la edición digital americana del diario español El País.

“Y hay un solo camino para cambiar la dinámica de confrontación: un diálogo abierto y franco, que involucre a los actores principales de Gobierno y oposición y busque acuerdos de fondo sobre los graves problemas económicos y políticos que aquejan a Venezuela”, agrega.

 

Sin conversaciones

La “ausencia de conversaciones, la sordera política y la actitud confrontacional”, prosigue el secretario general de la OEA, “solo consiguen prolongar el conflicto, incrementar la animadversión y aumentar día a día el número de ciudadanos muertos y heridos. Nadie quiere esto, ni los venezolanos, ni los que seguimos a distancia el drama de un país hermano”.

 

Divididos

José Miguel Insulza observa que tanto el Gobierno como la oposición en Venezuela cuentan con un respaldo popular “importante y visible” en el primer caso, y “masivo” en el segundo, lo cual mantiene “profundamente dividido” al país “y eso solo se puede modificar con la decisión de sus principales actores de cambiar de actitud”.

Apela así a que esos actores, con “nombre y apellido” y que “dirigen el Gobierno y las organizaciones políticas”, se sienten a la mesa “con una agenda clara y con disposición a conciliar y buscar acuerdos”.