•   Pekín  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Un ejecutivo de JP Morgan Chase en China que estaba siendo investigado por la contratación de hijos de dirigentes y directivos chinos renunció, informó ayer el diario Wall Street Journal.

Fang Fang, quien era el responsable de banca de inversiones para JP Morgan Chase en China, así como vicepresidente de esas operaciones en Asia, “nos ha informado su deseo de marcharse”, señala un documento interno de la entidad en China citado ayer por el diario.

Investigación

JP Morgan Chase está siendo objeto de una investigación de las autoridades federales estadounidenses desde el año pasado, sobre si las prácticas de contratación de la entidad pudieran haber violado la ley que prohíbe sobornar a dirigentes empresariales o políticos extranjeros. Aunque ni la entidad ni sus ejecutivos en China han sido acusados formalmente, las autoridades intentan dilucidar si la contratación de hijos e hijas de dirigentes chinos por parte del banco está destinada a conseguir favores del régimen.

 

Datos

Fang Fang, de 48 años, era uno de los ejecutivos del banco cuyas prácticas estaban siendo investigadas.

Dentro de la investigación, JP Morgan Chase entregó a las autoridades una serie de correos electrónicos de Fang sobre estas prácticas, uno de los cuales decía que “siempre he estado convencido del programa Hijos e Hijas”, según recuerda por su parte el New York Times en su edición digital.