•   Washington  |
  •  |
  •  |
  • EFE

La presidenta de la Reserva Federal (Fed), Janet Yellen, destacó como un “signo alentador” de la mejora de la economía la “lenta pero firme expansión” del crédito entre los bancos regionales de Estados Unidos.

“Los beneficios de los pequeños bancos han repuntado desde la crisis financiera. La calidad de los activos y los ratios de capital continúan mejorando, y el número de bancos con problemas continúa en descenso”, afirmó Yellen en su intervención en la conferencia de la Independent Community Bankers of America, celebrada en Washington.

“Considero esta expansión del crédito un signo alentador de una economía en mejoría”, indicó.

Vigilancia

No obstante, la presidenta de la Fed remarcó que esta expansión del crédito en estos bancos, de reducido volumen y concentrados en clientes regionales, debe ser “prudente”.

Consideró, además, que pocos de los bancos regionales se basan en el tipo de financiación a corto plazo que la Fed ha considerado como uno de los elementos claves del estallido de la crisis financiera de 2008.

Yellen explicó ante los banqueros que la institución sigue vigilando de manera estrecha los posibles riesgos para el sistema financiero por parte de los bancos considerados “demasiado grandes para caer”, y apuntó al reciente fortalecimiento de los requisitos de capital para estas entidades.

Rigor

Por ello, matizó que las exigencias han sido diseñadas de manera que sean “substancialmente más rigurosas” para los grandes bancos que para los pequeños, que habían mostrado su preocupación sobre los efectos de una excesiva regulación de sus negocios.

“Estamos tomando una nueva perspectiva sobre cómo supervisamos los bancos regionales y los posibles modos en que esta supervisión sea más inteligente, ágil y efectiva”, agregó Yellen, quien sucedió a Ben Bernanke al frente del banco central estadounidense el pasado febrero.