•  |
  •  |
  • END

Las ruinas de lo que fue un día y por mucho tiempo el Hospital San Juan de Dios de Granada, hoy parecieran ser un testigo mudo de lo mucho que han querido hacer con su vieja estructura, que data de la segunda mitad del siglo XIX.

Pasar por la calle que conduce hacia El Guapinol a muchos les causa nostalgia de lo que fue una belleza en construcción, pero hoy se ve cómo el tiempo le ha ganado la batalla, sumado al descuido y abandono de las autoridades municipales de los últimos tiempos, que entre otras cosas ha provocado que el saqueo y el vandalismo destruyan este patrimonio cultural de la nación.

Convertirlo en centro de acopio de material reciclable

En centro de acopio de basura para reciclaje, principalmente de plásticos, vidrios, metales y papel, se convertiría el Hospital San Juan de Dios de Granada, según propuesta de la Alcaldía de Granada a la compañía Reciclajes Renisa.

Así aparece en presentación del proyecto ante el Concejo Municipal, realizado hace casi tres semanas.

La ingeniera Flor de María Rivera, concejal granadina, dijo que dicha empresa había hecho la solicitud pero que no se ha emitido ningún fallo a favor ni en contra. Al igual que los concejales Karla Canales, Arianné Maldonado, Félix Vega, Margarita Molina y Emilio Mena no están de acuerdo con esta iniciativa, aclaraba Rivera.

Rivera afirmó que este proyecto no fue introducido oficialmente al seno del Concejo por parte del alcalde Eulogio Mejía. “Es por eso que en su momento le advertimos que debía someterse a discusión por que el asunto de la recolección y tratamiento de la basura es asunto de la comuna”.

“De manera personal considero que el alcalde debió haber introducido esto en el seno del Consejo explicando cómo es que va a funcionar este proyecto. ¿Cómo es que se va a reciclar? ¿Cómo es que se van a manejar los desechos sólidos? ¿Qué involucramiento tiene la alcaldía en esto? ¿En qué se basa esta empresa? Porque ésta es competencia de la comuna”, sostuvo Rivera.

“Esto es un negocio, aquí está de por medio dinero, y todo lo que se lleve a cabo en el municipio es competencia de la comuna y del Concejo”, señalaba Ramírez, quien también dijo que la bancada Sandinista no está de acuerdo en que se utilice un patrimonio histórico como un centro de reciclaje de basura.

Debe haber permiso de la Asamblea

Para realizar un tipo de proyecto de esta naturaleza, se requiere una autorización de la Asamblea Nacional, ya que en la actualidad la comuna granadina no tiene escritura del bien inmueble, solamente se le ha cedido para que se procure su restauración y conservación.

El diputado Agustín Jarquín Anaya, Presidente de la Comisión de Desarrollo y Municipalismo del Poder Legislativo, al ser consultado sobre el tema dijo que no han tenido comunicación al respecto. Que de lo único que se tenía conocimiento a través del alcalde Eulogio Mejía, es que en este centro histórico, para agilizar su restitución, mantener su arquitectura y aprovecharlo de alguna manera, se debía crear un centro de oficinas públicas en donde diferentes instituciones del gobierno central y de la misma alcaldía, pudieran ejercer sus funciones y el dinero destinado a su alquiler fuera utilizado para su mantenimiento y la recuperación de su arquitectura.

“Esta información nos preocupa, aunque sabemos que la tarea del reciclaje de materiales es una tarea loable y que debemos promoverla más en Nicaragua, no considero apropiado que el antiguo hospital San Juan de Dios sea utilizado para esto, considero que hay otros espacios y otras instalaciones más adecuadas para ésta loable tarea y no utilizar este bien que fue cedido por la Asamblea Nacional para que fuera parte del patrimonio de la Ciudad” explicó Jarquín.

El ingeniero Enrique Bolaños Geyer, en calidad de presidente de la República de Nicaragua, mediante Acuerdo Presidencial No. 225-2003,con fecha 3 de junio del año 2003, publicado en La Gaceta, Diario Oficial Número 111, del 16 de junio del año 2003, autorizó la donación unilateral a la Alcaldía Municipal de Granada del Bien Inmueble donde se encuentra ubicado el Hospital San Juan de Dios, para que lo restauren, rehabiliten y administren, de tal manera que incida en el desarrollo socioeconómico de su circunscripción municipal, el valor catastral del inmueble es por la cantidad de C$ 8,789, 763.00 de córdobas.

Jarquín mencionó que hay tres estudios serios que indican cómo debe realizarse su recuperación, aseguró que se comunicarán lo antes posible con el alcalde Eulogio Mejía, para revisar el caso y, de confirmarlo, lograr persuadirlo para buscar otras soluciones para el tema del reciclaje.

Jarquín asegura conocer el trabajo de Renisa y la considera una empresa seria, pero esta joya arquitectónica que guarda parte de la historia debiera recuperarse y destinarse a un mejor uso que el de convertirse en un centro de reciclaje.

Una reliquia histórica

Según los historiadores Julián Guerrero y doña Lola Soriano de Guerrero, el segundo hospital San Juan de Dios fue construido por la Junta de Caridad departamental de Granada. Se inició la edificación en 1873, “según consta en el Acta Municipal del 13 de octubre de ese año, en que la municipalidad recibió invitación para presenciar los inicios de la obra, pues para la construcción, el municipio contribuiría con cincuenta pesos mensuales”.

El hospital San Juan de Dios quedó concluido el 6 de enero de 1876, según consta en Acta Municipal, en la que se dice que la Junta de Caridad invitó al municipio para la toma de posesión del Hospital por las Hermanas de la Caridad; suceso que tuvo lugar el 9 de enero de 1876.

En el año 2006 fue negada la concesión turística del inmueble hospital San Juan de Dios, para la construcción, operación y aprovechamiento de un hotel y centro de convenciones, a favor de la empresa desarrolladora urbanística de Granada S.A. (DUGSA). Los diputados de la Asamblea Nacional miembros de la Comisión de Desarrollo y Municipio no dieron el visto bueno basado en la siguiente disposición legal.

La reforma a La Ley No. 204 Reforma a la Ley de Disposiciones de Bienes del Estado y entes reguladores de los servicios públicos, Ley Nº 169 en su artículo 1 se establece que “solamente se podrá disponer de los bienes del Estado de mayor cuantía mediante la autorización por Ley, exceptuando lo dispuesto en leyes especiales. La mayor cuantía se fija en bienes con valor de doscientos mil córdobas o más, entendiéndose esta suma con mantenimiento de valor”.

En el periodo del ex alcalde Álvaro Chamorro Mora, se perdió la oportunidad de hacerle una restauración para que fuese un centro histórico y con el actual gobierno municipal presidido por Eulogio Mejía, se quiere llegar a acuerdos con una empresa llamada Renisa para convertirlo en un centro de acopio de basura reciclable.

La administración del gobierno nacional no puede afectar o disponer de un bien inmueble de mayor cuantía sin la debida autorización del Poder Legislativo a través de una ley. La donación del inmueble a la Alcaldía de Granada se realizó a través de un Acuerdo Presidencial.

Canjee, recicle y gane

Reyna Rodríguez en representación de la empresa Renisa, dijo que presentaron ante el Consejo y el alcalde de Granada, la campaña bajo el lema “Canjee, recicle y gane”, con el objetivo de promover la cultura del reciclaje integral y aseguró que fue aprobada por los funcionarios municipales.

A más tardar la próxima semana serán instalados dos kioscos ecológicos de recepción de materiales de reciclaje, los que se moverán por los diferentes barrios de la ciudad de Granada estando aproximadamente un mes en cada lugar.

Le consultamos sobre el lugar en el que se embodegaría el material de reciclaje para luego trasladarlo a la planta y confirmó que el hospital San Juan de Dios fue propuesto, pero que también se habló de un lugar cercano al mercado municipal, pero aclaró que la comuna elegirá el mejor lugar para este fin, aunque no mencionó la inversión que se realizará para el proyecto.

Indicó que se trata de un esfuerzo de la empresa privada en este caso Renisa, Kimberly Clark y la Alcaldía de Granada, para impulsar el manejo integral de los Desechos Sólidos reciclables, siendo este un proyecto piloto que luego se irá extendido gradualmente, explicó Rodríguez.

Alcalde brinda su posición
El divulgador de la alcaldía de Granada, Nelson Rodríguez, confirmó la ejecución de dicho proyecto, por lo que buscamos al alcalde de Granada Eulogio Mejía, quien dijo que se trata de una campaña de cultura de reciclaje, ya que en basura le cuesta en pérdida a la comuna 5 millones de córdobas anuales.

En ese sentido, indicó que estimularán la clasificación de la basura, aunque negó que el antiguo hospital San Juan de Dios fuese a utilizarse como centro de acopio del material reciclable.

Posterior a esta entrevista el jefe de Gestión Ambiental de Medioambiente de la Alcaldía de Granada, Gustavo Adolfo Carrillo, dijo que el acopio estará en el San Juan de Dios, ubicado en la avenida Arellano, el que se acondicionará para que sirva de punto de acopio de los materiales reciclables, originados por las actividades de hoteleras y restaurantes.

También están previendo la participación de los colegios privados y públicos, así como de las comunidades como en el caso de las isletas en donde no hay un servicio de recolección de basura, por lo que ya se están haciendo coordinaciones con los dueños de restaurantes, de lanchas y con los mismos habitantes para que tengan participación.

Aclaró que el acopio de lo recolectado y clasificado, será en el San Juan de Dios, para luego ser traslada para su procesamiento a la planta de la empresa Renisa en Managua.

INC pedirá informe

Por su parte, Clemente Guido, de la Dirección de Patrimonio Histórico del Instituto Nicaragüense de Cultura, INC, dijo no tener ninguna información oficial sobre esto, a su vez afirmó que el antiguo Hospital San Juan de Dios es patrimonio histórico y que por consiguiente es protegido por la ley de patrimonio cultural, por lo que de manera inmediata solicitarán informe a la comuna granadina.

De ser cierto, desean conocer la iniciativa por escrito y así emitir las recomendaciones adecuadas, verificando su viabilidad. Sugirió al alcalde, tomar muy en serio La ley de Patrimonio Cultural y permitir por obligación de ley que vean y tengan copia del proyecto y verificar sus alcances.

La Ley de Protección al Patrimonio Cultural de la Nación en su capítulo I, artículo 8 dispone que los propietarios o arrendatarios de viviendas, o conjuntos urbanos o rurales que tengan significación histórica o arquitectónica, para poder realizar cualquier construcción o remodelación en los mismos, además de las exigencias técnicas requeridas, necesitarán previamente autorización de la Dirección de Patrimonio.

Y en su capitulo VI, arto.36.establece que cuando la Dirección del Patrimonio tuviere conocimiento que cualquier bien mueble o inmueble sujeto al régimen de esta Ley, estuviere en peligro de ser destruido, dañado o transformado por actos de Instituciones del Estado o de particulares, tendrá la facultad para ordenar la inmediata suspensión del acto.

Finalmente en el artículo 37 establece que las obras que se ejecutan violando la autorización otorgada, serán suspendidas de inmediato por la Dirección de Patrimonio, y en su caso, se procederá a la restauración por el responsable de acuerdo con los requisitos exigidos por la Dirección de Patrimonio. Las obras de restauración o conservación del bien serán por cuenta del infractor.