•   CARACAS  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El presidente venezolano Hugo Chávez lanzó un plan con el que afirmó que su gobierno construirá dos millones de viviendas en siete años para saldar el crítico déficit habitacional del país.

"La meta es un desafío e invito a que todos nos sumemos a ese desafío: construir en Venezuela dos millones de viviendas en los próximos siete años", dijo Chávez en un acto transmitido por radio y televisión. "El drama de la vivienda no tiene solución en el capitalismo, aquí lo vamos a solucionar con socialismo y más socialismo", agregó el mandatario, que invitó al sector privado a sumarse al proyecto.

Desde un teatro de Caracas, Chávez entregó títulos de propiedad de terrenos y apartamentos a decenas de damnificadas por las lluvias que afectaron el norte de Venezuela a fines de 2010, y quienes desde entonces se alojan en hoteles, oficinas gubernamentales, escuelas y carpas.

A través de este programa, el gobierno identificará las personas sin vivienda o en zonas de riesgo, registrará terrenos desocupados y coordinará los proyectos habitacionales, según el mandatario.

Para 2011, de acuerdo con el proyecto, el gobierno estima construir 153.000 viviendas con un presupuesto de 30.000 millones de bolívares (7.000 millones de dólares), la mitad aportados por la banca privada con supervisión estatal.

"No es al libre albedrío. Les vamos a decir cuáles son los proyectos que ellos (los bancos) van a financiar. Planificación centralizada", acotó Chávez.

Además, el plan estima que un 30% serán construidas por las llamadas comunas "socialistas", unas estructuras que opositores a Chávez acusan de estar alineadas con el gobierno.

Chávez destacó además el apoyo en la construcción de varios países, como Rusia, Cuba, Brasil, Argentina, China y Belarús.

En Venezuela, un país de unos 28,8 millones de habitantes, el déficit habitacional se ubicó en 2010 precisamente en dos millones de casas.

En los últimos 10 años, según cifras difundidas por la prensa, el gobierno de Chávez construyó unas 400.000 viviendas.