•   Torreón, México  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Las autoridades mexicanas recuperaron este viernes cinco cadáveres tras la explosión, el martes, en una mina del norte del país, con lo que suman 11 los cuerpos localizados y sigue la búsqueda de otros tres mineros, informó el secretario de Trabajo, Javier Lozano.

"Acabamos de recibir el cuerpo de otro compañero más aquí en Sabinas (...) es el número 11", informó la noche del viernes en su cuenta de Twitter el funcionario, quien se encuentra en el lugar de la tragedia.

Con este suman cinco los cuerpos sin vida rescatados este viernes. Un grupo de 14 mineros se encontraba en el yacimiento de carbón de Sabinas, Coahuila, (norte), sacudido el martes por una explosión provocada por una acumulación de gas en el pozo de 60 metros de profundidad.

Un adolescente de 14 años, que se encontraba al exterior de la mina descargando los carros cargados de carbón que enviaban los trabajadores, resultó gravemente herido y le tuvo que ser amputado un brazo, según autoridades.

Lozano dijo el jueves no tener "la más mínima esperanza" de encontrar con vida a los mineros todavía atrapados.

Cinco socorristas chilenos, dos de los cuales participaron en el rescate de los 33 mineros de Atacama en octubre, colaboran desde la tarde del jueves en las tareas de auxilio.

La explosión avivó el debate en México sobre las condiciones de trabajo en las minas del estado de Coahuila, donde hace cinco años 65 mineros murieron en otro accidente en el yacimiento de Pasta de Conchos y hasta ahora sólo se han recuperado dos cuerpos.

La estatal Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), equivalente a un Ombudsman, reiteró este viernes sus advertencias sobre la mala situación laboral en el sector minero y la falta de una estricta vigilancia de las instalaciones.

"La CNDH ha manifestado en varias ocasiones la violación a los derechos humanos de personas que trabajan en las minas (...) Se han documentado conductas tolerantes y omisas de servidores públicos, cuya obligación era aplicar los reglamentos en materia de seguridad e higiene", señaló en un comunicado.

Las autoridades mexicanas anunciaron que retirarán la concesión a la empresa que operaba la mina.