•   EL CAIRO  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Un policía fugado se convirtió hoy en el primer condenado a muerte en Egipto por matar a manifestantes durante la revolución que acabó con el régimen de Hosni Mubarak, después de que un tribunal de El Cairo emitiera una sentencia.

Según fuentes judiciales, el agente, juzgado en rebeldía, estaba acusado de matar a veinte manifestantes y herir a otros quince.

Las fuentes explicaron a Efe que el incidente se desencadenó el pasado 28 de enero durante la revolución, que comenzó el 25 de ese mismo mes, en el barrio popular cairota de Al Zawia al Hamra, cuando el policía disparó contra los manifestantes para evitar que irrumpieran en una comisaría.

El tribunal presentó, asimismo, la documentación del caso al mufti de Egipto, Ali Gomaa, para que apruebe la ejecución, de acuerdo con las normas del país.

La sentencia a muerte es la primera que se emite contra policías acusados de haber matado a manifestantes durante la revolución que terminó el 11 de febrero con la renuncia del entonces presidente Hosni Mubarak.