•   MADRID  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El conservador Partido Popular (PP) es el ganador de las elecciones municipales celebradas hoy en España, con el 76,64 por ciento de los votos escrutados, que le dan un 37,22 por ciento de votos frente al 27,53 por ciento del Partido Socialista Obrero Español (PSOE).

El escrutinio a nivel estatal muestra que Izquierda Unida (IU) obtiene un 6,27 por ciento de los votos, los nacionalistas moderados catalanes de Convergencia i Unió (CiU) un 3,91 por ciento y la coalición independentista vasca Bildu, que se convertiría en la segunda fuerza política del País Vasco, un 1,70 por ciento.

Otras formaciones minoritarias, entre las que se encuentra Unión, Progreso y Democracia (UPyD), creada hace cuatro años por la ex eurodiputada socialista Rosa Díez, un 19,03 por ciento.

Con el 71 por ciento de los votos escrutados, los socialistas perderían el Ayuntamiento de la emblemática ciudad de Barcelona, que ganarían los nacionalistas de CiU.

En estas elecciones se han celebrado bajo la presión de miles de manifestantes "indignados", sobre todo jóvenes, concentrados desde hace una semana en las principales plazas del país para pedir una regeneración política y un cambio social.

Estos comicios locales se observan como un ensayo de las elecciones generales, previstas para marzo del próximo año, y son los primeros a nivel nacional que se celebran tras la grave crisis que afecta a España desde 2008.

La portavoz del Comité Electoral del gubernamental Partido Socialista, Elena Valenciano, admitió que "ésta no será una buena noche para el PSOE", ya que "posiblemente" haya una pérdida de gobiernos municipales y autonómicos.

Valenciano achacó a la crisis económica y sus efectos sobre el estado de ánimo colectivo del país una probable pérdida del apoyo electoral a su partido.

El Partido Popular hizo una primera valoración de los resultados, que calificó de "una gran victoria electoral", a través de la vicesecretaria de Organización del PP, Ana Mato, tras conocerse los sondeos.

"De confirmarse estos datos se estaría hablando de una nueva etapa política en España", señaló en una comparecencia ante la prensa.