•   BERLÍN  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Artificieros alemanes desactivaron hoy dos bombas de la II Guerra Mundial localizadas en los alrededores de Hannover (centro de Alemania) tras desalojar a más de 8.000 personas de sus domicilios y cerrar temporalmente una autopista cercana.

La operación, prevista desde hace semanas, tenía como objetivo neutralizar dos artefactos de cinco libras con detonador mecánico lanzados por aviones británicos sobre la localidad de Langenhagen.

Las dos bombas habían permanecido durante décadas enterradas bajo un supermercado y un colegio de educación primaria y habían sido recientemente descubiertas por casualidad.

Expertos del Servicio de Desactivación de Explosivos neutralizaron con éxito la primera bomba sobre las 14.00 horas (12.00 GMT), y media hora más tarde lograron desactivar sin complicaciones la carga explosiva del segundo artefacto.

Para evitar riesgos, 8.200 residentes de la zona fueron evacuados temporalmente de sus hogares, la policía cortó la autopista A2, que une Berlín (este) y Oberhausen (oeste), y se desviaron todos los trenes que atravesaban por la zona.