•   MIAMI / AFP  |
  •  |
  •  |
  • END

El huracán “Adrian”, primero de la temporada en el Pacífico, se convirtió este jueves en huracán, categoría tres, con vientos de 185 km/h, aunque el fenómeno se mantenía lejos de las costas de México, informó el Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos (NHC).

El ojo del huracán se ubicaba anoche a 710 km al sur-sureste de Cabo Corrientes, México, y se pronostica que se desplazaría con dirección oeste-noroeste las próximas horas, manteniéndose alejado de la costa centro oeste mexicana, indicó el NHC, con sede en Miami.

“Adrian’ es un huracán categoría tres en la escala Saffir-Simpson”, que mide la fuerza de los vientos, con máximo en cinco. “Un fortalecimiento adicional puede ocurrir este jueves o el viernes (...) seguido de un gradual debilitamiento”, dijo el NHC.

Los vientos de “Adrian” provocarán marejadas y fuerte oleaje en la costa suroeste mexicana, donde los alertas fueron suspendidos por la distancia a la que se mantiene.

En los estados mexicanos de Guerrero, Michoacán y Oaxaca, se decretó estado de alerta, pese a que el fenómeno se alejaba de las costas mexicanas.

Las previsiones indican que la temporada de huracanes en el este del Pacífico, que comenzó el primero de junio y se extiende hasta fines de noviembre, estará conformada por nueve tormentas y cinco huracanes.

México no tiene instalaciones petroleras en el Pacífico, pero su región costera es un destino popular entre turistas estadounidenses para vacacionar. El año pasado, el huracán Frank dejó al menos tres muertos en el sureño estado mexicano de Oaxaca.

En el Atlántico norte, en tanto, no se ha formado aún ningún ciclón tropical, aunque los expertos indicaron que será una temporada riesgosa para Estados Unidos y para los países del Caribe, con entre 12 y 18 probables tormentas tropicales, de las cuales de seis a 10 podrían convertirse en huracanes.