•   San Salvador  |
  •  |
  •  |
  • EFE

La Dirección de Protección Civil declaró hoy alerta verde en 3 de los 14 departamentos de El Salvador debido a las lluvias que afectan al país y que obligaron a cerrar el paso por un puente fronterizo con Guatemala.

"Decretamos alerta verde en los departamentos de La Unión (este), Ahuachapán (oeste) y Sonsonate (oeste) por lluvias", señaló el director de Protección Civil, Jorge Meléndez, en una rueda de prensa.

En el resto del país, donde las lluvias ya han causado al menos dos muertes, se mantiene la "advertencia" declarada para que las sedes regionales de Protección Civil estén listas a atender emergencias.

La alerta se declaró "por el incremento de las lluvias esperadas particularmente en estos departamentos y el alto nivel de vulnerabilidad que estos presentan", detalló Protección Civil en un comunicado.

Con la alerte verde se recomienda a las autoridades activar las comisiones departamentales y municipales, mantener monitoreo de las condiciones de lluvias, así como de los puntos de desbordamientos de ríos y zonas de deslizamientos, identificar albergues y mantener vigilancia en las zonas costera y montañosa.

Tanto la advertencia como la alerta verde estarán vigentes "hasta nuevo aviso", añadió Meléndez, quien indicó que se prevé que la onda tropical, la cual se ha convertido en un sistema de baja presión, afecte al país entre hoy y mañana.

Por otra parte, el rotativo La Prensa Gráfica indicó que el paso por el puente Manuel José Arce, que une a El Salvador y Guatemala por el punto fronterizo de La Hachadura, ha sido cerrado debido a que la estructura ha sufrido daños.

De momento, las autoridades no confirmaron graves daños materiales, salvo evacuaciones e inundaciones registradas en algunas zonas, sin que se hayan registrado emergencias graves.

Medios locales indicaron este sábado que alrededor de 80 familias resultaron afectadas el viernes por las inundaciones ocurridas en la bocana de San Diego, departamento de La Libertad (centro), donde el nivel del agua subió hasta un metro y medio.

Meléndez dijo haber recibido información de sus similares de Honduras que advierten sobre una "situación bastante fuerte" de lluvias en la frontera común, e indicó que "esto es un riesgo complementario", dado que las precipitaciones en el vecino país puede significar que "se vean impactados todos los ríos nacionales".