•  |
  •  |

La firma de antivirus informáticos ESET Latinoamérica reveló este martes que por lo menos ocho de cada 10 usuarios de teléfonos inteligentes (Smartphones) no se preocupan por las soluciones de seguridad del sistema de su equipo, aunque lo consideran necesario.

Federico Pacheco, Gerente de Educación e Investigación de ESET Latinoamérica, reveló los resultados de la última encuesta realizada por su equipo de análisis e investigación.

Precisó que por cada 10 usuarios de Smartphones, nueve consideran importante contar con una solución de seguridad en su teléfono y sólo uno realmente la tiene. Es decir, un usuario tiene algún tipo de protección de seguridad en su equipo y los restantes nueve carecen de la misma, aunque la consideran importante.

Importante y necesario

“Al ser consultados sobre la importancia de contar con una solución de seguridad en sus smartphones, el 94.3% de los encuestados respondió considerar necesaria la protección de sus equipos con el fin de resguardar su información. Sin embargo más del 80% no cuenta con ningún tipo de software de seguridad en sus dispositivos móviles”, explicó ESET en un informe.

Sebastián Bortnik, Coordinador de Awareness & Research de ESET Latinoamérica, indicó que “la utilización de teléfonos inteligentes se encuentra en aumento. Según una investigación desarrollada por la empresa Gartner, durante el año pasado se compraron 297 millones de smartphones en todo el mundo, un incremento del 72% con respecto al 2009”.

Lo más complicado, en opinión de Pacheco, es que a diferencia de las computadoras, estos aparatos “son más susceptibles de ser robados o extraviados y, además, son frecuentemente conectados a redes inalámbricas cuya seguridad se desconoce”.

“Los usuarios de la región señalan el robo de información como la principal preocupación en materia de ataques a sus dispositivos móviles, con el 36.8% del total de las respuestas”, indicó.

Las preocupaciones

Pacheco destaca que “un dispositivo móvil permite almacenar una gran cantidad de información y tener la posibilidad de estar siempre conectado, acceder al correo electrónico, las redes sociales o navegar a través de la web. Con la alta concentración de datos en el mismo, un atacante que logra infectar el dispositivo y acceder a él, puede entrometerse en la vida privada del usuario y acceder a sus datos personales”.

El estudio destaca como segunda preocupación (27.6 %), el ataque de códigos maliciosos y el robo físico del dispositivo. Finalmente, la recepción de spam vía mensajes de texto, se ubica en el último lugar, con el 8% de las respuestas.