•   Caracas  |
  •  |
  •  |

El mandatario de Venezuela, Hugo Chávez, firmó hoy un decreto para delegar parte de sus funciones como jefe de Estado en el vicepresidente, Elías Jaua, y el ministro de Planificación y Finanzas, Jorge Giordani.

"Este es un decreto para delegar, no como quieren algunos sectores de la oposición, que yo entregue el Gobierno (...) voy a delegar un conjunto de funciones como manda la Constitución, en el vicepresidente, Elias Jaua, y en el ministro, Jorge Giordani", anunció Chávez en un consejo extraordinario de ministros.

El mandatario venezolano, quien informó ayer que debía partir nuevamente a Cuba para iniciar la segunda etapa de su tratamiento contra el cáncer que incluye la aplicación de quimioterapia, aceleró hoy la aprobación de recursos para varios proyectos y anunció que delegaría algunas funciones de jefe de Estado.

"Delego en este momento dictar los decretos mediante los cuales se efectúan traspasos presupuestarios de los ministerios (...) nombramiento de viceministros, así como presidentes y miembros de juntas directivas de entes descentralizados", apuntó Chávez.

Otras funciones que el mandatario dejará en manos de Jaua y Giordani serán los decretos de expropiación "previa instrucción del presidente", así como aprobar, diferir o negar puntos de cuentas de los ministros y aprobación de divisas.

Chávez aseguró que si sintiera que no puede asumir la presidencia, sería "el primero" en entregar el poder o serían las instituciones competentes pues esto implicaría que no estaría en capacidad de tomar decisiones, lo que no ha sucedido "ni en los peores momentos del reposo postoperatorio".

El presidente venezolano fue operado de un tumor canceroso el pasado 20 de junio en Cuba, intervención de la que él mismo informó durante una alocución desde La Habana para Venezuela, tras diez días de recuperación.

El 4 de julio regresó de forma imprevista a su país y se mantuvo al tanto de los acontecimientos de Venezuela, aunque casi siempre desde el palacio presidencial de Miraflores donde cumplió, asegura, con el "estricto" reposo médico.

Al mandatario le fue entregada una tarjeta electrónica para que pueda firmar, a distancia, todos los documentos oficiales que se requiera.

"Gracias a la ley de firma electrónica, que nunca la habíamos usado, estando en La Habana, en Washington, en Moscú, donde sea, uno firma", apuntó el jefe de Estado, quien agregó que el próximo consejo de ministros se celebrará "por vía telemática".

Chávez agradeció "de nuevo" a su vicepresidente y a su Gabinete por poner todo el esfuerzo aunque les recomendó descansar "porque hay que cuidar el cuerpo todo para continuar cumpliendo con las modestas tareas que la vida" ha encomendado.

Más temprano, el presidente agradeció al Parlamento la autorización del viaje que realizará hoy a Cuba para continuar su tratamiento médico, aunque la bancada opositora solicitó que el vicepresidente Jaua asumiera la responsabilidad de jefe de Estado.