•   La Habana  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, se encuentra en Cuba para recibir un segundo ciclo de sesiones de quimioterapia en su tratamiento contra el cáncer, que le fue diagnosticado en junio pasado, anunció este domingo un comunicado oficial.

Chávez, que viajó a la isla en la noche del sábado, descendió "del avión, sonriente y muy conversador", siendo recibido en el aeropuerto de La Habana por el presidente Raúl Castro y el canciller Bruno Rodríguez, señaló el texto, publicado por los medios locales.

El mandatario venezolano, de 57 años y operado el 20 de junio en La Habana de un tumor canceroso en la zona pélvica, llegó a la isla "acompañado del canciller Nicolás Maduro", para iniciar "la segunda fase del tratamiento de quimioterapia, cuya primera etapa concluyó exitosamente", añadió el comunicado.

Antes de viajar a Cuba, Chávez, quien ya luce totalmente calvo como resultado del primer ciclo de quimioterapia que recibió en julio en La Habana, explicó que este domingo será sometido a exámenes médicos antes de comenzar la segunda fase del tratamiento.

"Me voy en una situación de franca recuperación (...) y les prometo que cuando regrese dentro de unos días de Cuba, estaré en mejores condiciones de las que hoy tengo", aseguró.

Desde 1999 en el poder, Chávez, quien aspira a ser reelecto en las presidenciales de 2012, ha seguido al frente del gobierno a pesar de la enfermedad, aunque restringió su figuración política, la extensión de sus discursos y el contacto con la gente.

Durante su anterior estancia en la isla, de una semana, sostuvo múltiples encuentros con el líder cubano Fidel Castro, retirado del poder desde julio de 2006 por una enfermedad y a quien considera su padre político y "médico superior", y con el presidente Raúl Castro.

También recibió a los gobernantes Rafael Correa (Ecuador) y Daniel Ortega (Nicaragua), y al ex futbolista argentino, Diego Armando Maradona, y conversó por teléfono con el entonces presidente electo peruano, Ollanta Humala, quien realizó una visita relámpago a la isla.