•   Washington  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Una fuerte tormenta en la zona de Louisville (Kentucky) derribó árboles a su paso y causó daños en las líneas eléctricas que dejaron sin luz a más de 100.000 personas, según la prensa local.

La compañía de Gas y Electricidad de Louisville informó poco después de las 22.45 GMT de que 105.244 usuarios de la zona del condado de Jefferson se habían quedado sin luz, a los que poco después se sumaron 299 en el condado de Oldham y 192 en el de Shelby

Por su parte, la compañía Duke Energy informó de 7.653 cortes eléctricos en el condado de Clark, 12.573 en el de Floyd County, y 711 el de Harrison, sobre las 22.30 GMT

El Servicio Nacional de Metorología había emitido una alerta de tormenta eléctrica para la zona este del condado de Jefferson, y los condados de Indiana, Clark, Floyd y Harrison, que posteriormente extendió hasta Frankfort.

La policía estatal cerró la carretera I-64 a la altura de Blankenbaker después de los fuertes vientos derribaran varios postes de luz, según recoge el diario Luisville Courier Journal.

El director del servicio de emergencias del condado de Clark Les Kavanaugh indicó que de momento no han recibido ningún informe de que haya heridos.

Los vientos alcanzaron los 93 kilómetros por hora en el Aeropuerto Internacional de Louisville.