•   Montreal  |
  •  |
  •  |
  • AFP

La tempestad "Irene" afectaba este lunes el este de Canadá, donde ya debilitada había causado esencialmente numerosos cortes de energía eléctrica, privando de electricidad a cerca de 300.000 hogares.

Según la sociedad energética Hydro-Quebec, unas 215.000 residencias no tenían corriente en la mañana de este lunes en la provincia francófona. En Nueva Brunswick, las autoridades estimaban su número en unas 43.000, en Nueva Escocia en 11.000 y en la provincia de la Isla Príncipe Eduardo unas 6.000.

En Quebec, un automovilista está reportado como desaparecido en una región cercana a Montreal. Su automóvil fue empujado hacia un río por una violenta ráfaga de viento.

Los daños, provocados por abundantes lluvias y vientos fuertes que derribaron árboles, no eran comparables a los que infligió "Irene" a su paso por la costa este de Estados Unidos, donde dejó un saldo de al menos 18 muertos.