•   París  |
  •  |
  •  |
  • AFP

La presidenta argentina Cristina Kirchner asistirá el 14 de septiembre en la Unesco en París a la entrega del premio Felix Houphouet-Boigny 2010 por la búsqueda de la paz a la entidad humanitaria Abuelas de Plaza de Mayo, indicaron fuentes diplomáticas.

Este premio otorgado anualmente por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) sera entregado a Estela de Carlotto, presidenta de esa asociación argentina creada en 1977, tras el golpe militar del 24 de marzo de 1976.

Las fuentes diplomáticas argentinas precisaron que Cristina Kirchner, muy cercana a las Abuelas de Plaza de Mayo, debería llegar a Paris la víspera de la entrega del premio.

El embajador argentino ante la Unesco y músico, Miguel Angel Estrella, tiene previsto ofrecer una velada musical a las Abuelas presentes, a la presidenta argentina y a los seis nietos que también viajaran a Paris para la entrega del premio.

El jurado del premio Felix Houphouet-Boigny, dirigido por el ex presidente portugués Mario Soares, anuncio en marzo pasado su decisión de galardonar a las Abuelas de Plaza de Mayo "por su combate infatigable a favor de los derechos humanos y la paz, levantándose frente a la opresión, la injusticia y la impunidad".

La entidad humanitaria, que al igual que Madres de Plaza de Mayo fue conocida en el mundo entero por la imagen de los pañuelos blancos -originalmente la forma de un panal- estima que unos 500 hijos de desaparecidos fueron robados durante la pasada dictadura militar argentina (1976-83).

El objetivo de esta asociación es "localizar y restituir a sus legítimas familias todos los niños secuestrados desaparecidos por la represión política".

A principios de agosto, la entidad anuncio la identificación de la nieta 105, una joven de 33 anos nacida en febrero de 1978 cuando su madre estaba detenida en la siniestra Escuela de Mecánica de la Armada (ESMA), un de los mayores centros clandestinos de secuestro y tortura del régimen militar.

Unas 30.000 personas fueron desaparecidas en Argentina durante el régimen de facto. Por la ESMA pasaron 5.000 de ellas, según organizaciones de derechos humanos.

El premio Félix Houphouët-Boigny, que lleva el nombre del presidente de Costa de Marfil, fallecido en 1993, fue creado en 1989. Está dotado de 150.000 dólares.

Entre los ganadores figuran Nelson Mandela y Frederik W. De Klerk, Yitzhak Rabin, Shimon Peres y Yasser Arafat