•   Tegucigalpa  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Las marejadas que en los últimos dos días se han registrado en el Golfo de Fonseca, en el Pacífico de Honduras, han afectado a al menos mil personas, informó hoy el subdirector de la Comisión Permanente de Contingencias (Copeco), Randolfo Funes.

Cerca de 500 personas fueron afectadas en la comunidad de Delgadito y otro tanto igual en Cedeño, mientras que en Punta Ratón las grandes olas han causado daños en árboles, en un sector de la playa y una carretera, por lo que sus pobladores están incomunicados por esa vía con comunidades vecinas.

El oficial de la Copeco indicó, además, que unas 156 viviendas sufrieron daños y que hay igual número de familias en albergues a causa del fenómeno natural, que podría desaparecer a partir de mañana.

Algunas olas han alcanzado hasta los tres metros, según las autoridades y pobladores de la zona, que en su mayoría son pescadores artesanales.

En algunas zonas se ha interrumpido ayer y hoy el servicio de energía eléctrica porque algunos postes del tendido también han sido afectados por el temporal.

Las marejadas más altas se registran a primeras horas de la mañana y por la tarde, tal y como lo previeron las autoridades de la Copeco desde el miércoles, cuando declararon "alerta amarilla", de evacuación preventiva.

El Golfo de Fonseca lo comparten El Salvador, Honduras y Nicaragua.