• Sao Paulo, Brasil |
  • |
  • |
  • AFP

El fundador y líder de la Iglesia Universal del Reino de Dios en Brasil, conocida como "Pare de sufrir", fue denunciado el lunes por fraude y lavado de miles de millones de dólares que obtuvo de los fieles con falsas promesas de ayuda espiritual, informó el Ministerio Público.

El pastor Edir Macedo fue acusado junto con otros tres líderes de su congregación de lavar dinero y enviarlo ilegalmente a Estados Unidos a través de una casa de cambios en Sao Paulo entre 1999 y 2005, según la denuncia presentada en esa ciudad por el procurador Silvio Martins de Oliveira.

Los recursos eran obtenidos por medio de engaños a los fieles, a quienes se les hacía falsas promesas y amenazas de "que el socorro espiritual y económico sólo lo alcanzarían aquellos que se sacrificaran económicamente por la iglesia", dijo el funcionario en un comunicado de prensa de su despacho.

Macedo y sus socios también enfrentan cargos de asociación para delinquir y falsedad ideológica por crear empresas fachada.

La congregación religiosa sólo declaraba una parte de lo que recaudaba entre los fieles, a pesar de tener inmunidad tributaria, según la Procuraduría.

"Sólo entre 2003 y 2006, la Iglesia Universal declaró haber recibido poco más de 5.000 millones de reales (unos 2.295 millones de dólares) en donaciones pero, según testigos, ese valor puede ser mucho mayor", agregó el comunicado.

La justicia del estado de Sao Paulo investigaba desde 2009 a Macedo, que fundó la iglesia en 1977 en Rio de Janeiro, por sospecha de recaudación fraudulenta de dinero. Además, es investigado en otros países.

Sus abogados indicaron que los argumentos de la fiscalía son "antiguos" y ya fueron declarados como "no verídicos" por un tribunal.

"Estas denuncias que vienen así, con publicidad, son para crear un efecto mediático. Esa es una acción que es repetición de una que ya fue discutida por el Tribunal de Justicia de Sao Paulo. Es un asunto viejo, recalentado", zanjó el abogado Antonio Moraes Pitombo, citado en una nota publicada en el sitio en internet de la Iglesia Universal.

Según Denisse Vaz, también parte de la defensa, "ninguno de ellos (alegatos) se confirmó en ningún procedimiento. Por el contrario, fueron refutados en los procedimientos que ya hubo en el pasado".

De igual forma, el proceso fue trasladado a la justicia nacional debido a la gravedad de las acusaciones, indicó la estatal Agencia Brasil.

Además de Macedo fueron denunciados el ex diputado federal João Batista Ramos, el pastor Iurd Gomes da Conceição y la responsable financiera de la iglesia, Alba Silva da Costa.

La congregación cuenta con miles de templos en Brasil y varios países de América Latina. Además de su participación en la Iglesia Universal, Macedo es también propietario de la televisora Record, el segundo canal con más audiencia en el país.