•   Bogotá  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Un grupo de hombres armados, presuntamente de la banda criminal de Los Rastrojos, asesinó a dos personas y secuestró a otras trece en una zona rural del municipio colombiano de Cumbitara, en el departamento de Nariño (suroeste), informó hoy a Efe el defensor del Pueblo regional, Álvaro Raúl Vallejos.

El representante de la Defensoría del Pueblo en Nariño señaló que el doble homicidio y el secuestro masivo sucedieron el pasado domingo en el paraje de Pesquería, que forma parte del caserío de Sidón, en la zona rural de Cumbitara.

Vallejos admitió que hasta el momento no se tiene "conocimiento de qué haya pasado finalmente con estas personas", aunque se sabe que "son todos campesinos de la zona" y que sus vecinos "dicen que nueve son dueños de las lanchas que usan ellos para viajar por el río Patía".

Los secuestrados fueron identificados como Wbeimar Mosquera, Neftalí Ortiz, Libardo Mosquera, Jorge Meza, Alonso Patiño, Johnny Esterilla, Pablo Barrera, Efraín Arsuza, Israel Ordóñez y Eduardo Mosquera y tres mujeres que responden a los nombres de Lorena, Tatiana y Juliana.

El subcomandante de la Policía de Nariño, el teniente coronel Ángel Hugo Rojas, indicó a Efe que los hechos fueron denunciados este martes por una persona que alertó en la estación de Policía del municipio nariñense de Barbacoas de que a los desaparecidos se los "había llevado un grupo armado hacia zona rural".

"Eso se está atribuyendo Los Rastrojos, parece que está determinado", aseguró Vallejos.

"Los Rastrojos" es una de las bandas criminales que operan en Colombia a través de grupos armados que también trafican con cocaína y extorsionan, según el perfil que de ellos dan las autoridades colombianas.

En Nariño hay presencia de los rebeldes de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), algunos reductos del Ejército de Liberación Nacional (ELN), segunda guerrilla del país, y facciones de bandas criminales (bacrim, en la nomenclatura del Gobierno) narcotraficantes y herederas de estructuras paramilitares.

Nariño está ubicado en un área de importancia estratégica para los corredores de la droga, al tratarse de un departamento fronterizo con Ecuador y con acceso a la costa Pacífica colombiana, en el que hay un gran número de ríos y vegetación.

Una unidad del Ejército se desplazó a esa zona selvática para tratar de esclarecer el suceso y determinar cuál es el paradero de las 13 personas desaparecidas, tareas en las que según Rojas, la Policía apoya con labores de inteligencia.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus