•  |
  •  |

Cuatro muertos y nueve heridos en Irak por ataques con bombas
BAGDAD / AFP
Une serie de atentados con bomba cometidos ayer viernes en la madrugada dejaron cuatro muertos y nueve heridos al oeste de Bagdad, indicaron fuentes de los servicios de seguridad. Dos de las explosiones fueron provocadas por bombas magnéticas fijadas en las puertas de dos casas y otras dos fueron disimuladas en los jardines de otras dos viviendas. Una quinta explosión fue provocada por una bomba colocada al borde de una ruta. “Las explosiones se produjeron hacia las cuatro de la madrugada, hora local, una tras otra” en el barrio de Ghazaliya, indicó un responsable del Ministerio del Interior. Según este, el balance es de cuatro muertos y nueve heridos, todos hombres. Un responsable del Ministerio de Defensa confirmó estos datos.

Matan a sobrino del fallecido capo “Señor de los Cielos” en México

CULIACÁN / AFP
Un sobrino del fallecido Amado Carrillo (1954-1997), que fue uno de los narcotraficantes más poderosos de México, fue asesinado el jueves en el estado de Sinaloa (noroeste), informó ayer viernes un fiscal estatal. Francisco Vicente Castillo Carrillo murió baleado por pistoleros que dispararon a su auto. La mamá y la tía del fallecido “identificaron plenamente el cuerpo”, dijo a la prensa Marco Antonio Higuera, procurador de Sinaloa en Culiacán, capital estatal a 1.275 km al noroeste de Ciudad de México. De acuerdo a las primeras investigaciones, Castillo Carrillo, cuya edad no fue revelada, fue perseguido por los pistoleros cuando transitaba por la carretera entre Vitaruto y La Palma, en el municipio de Navolato, vecino de la capital estatal. Castillo Carrillo perdió el control de su automóvil y el comando lo alcanzó para terminar de balearlo, relató Higuera. El canal de televisión Milenio afirmó -sin citar fuentes- que tras el crimen las autoridades de Sinaloa, un estado con costas sobre el Pacífico, reforzaron la vigilancia pues se teme un recrudecimiento de la violencia entre cárteles.

Presidente de Yemen vuelve a su país y pide en vano una tregua
SANÁ / AFP
El cuestionado presidente de Yemen, Alí Abdalá Saleh, regresó a su país tras una ausencia de más de tres meses, y llamó en vano a una tregua en los combates entre sus partidarios y sus detractores en la capital Saná, que causaron este viernes veinte muertos. “El presidente llama a todas las partes políticas y militares a un alto el fuego”, indicó la agencia oficial Saba. Según el jefe del Estado, “no hay más solución que el diálogo y las negociaciones para poner fin al derramamiento de sangre y llegar a una solución”. La situación se calmó momentáneamente por la tarde en Saná, pero después se reanudaron los combates entre los partidarios de Saleh y los militares que se pasaron al movimiento contra el régimen.
Los combates tenían lugar en el centro de Saná y también en el barrio de Al Hasaba, en el norte de la ciudad, entre tribus que mantienen posiciones opuestas en el conflicto. Según la oposición, este viernes murieron 20 personas en la capital.
En total, 115 personas murieron desde que se reanudaron el domingo los enfrentamientos entre partidarios y opositores de Saleh, según fuentes médicas y cercanas a los beligerantes.
Estados Unidos llamó al presidente a “emprender una transición completa”, y a organizar una elección presidencial “antes de fin de año”. Además, condenó “el uso de la fuerza” contra los manifestantes.
Francia pidió al presidente yemení, en el poder desde 1978, que emprenda rápidamente el plan de salida de crisis propuesto por las monarquías del Golfo.
Este plan prevé la formación de un gobierno de unidad con participación de la oposición, la dimisión un mes más tarde de Saleh a cambio de inmunidad para él y sus allegados, y la celebración de elecciones presidenciales en 60 días.