•   Washington  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Un satélite de 6,3 toneladas que debía caer en la Tierra el viernes o el sábado se estrelló alrededor de medianoche (04H00 GMT del sábado), pero se ignora el lugar exacto, anunció la agencia espacial estadounidense NASA a primeras horas del sábado.

El Satélite de Investigación de la Atmósfera Superior Terrestre (UARS, por su sigla en inglés), puesto en órbita hace 20 años por la NASA, cayó en la Tierra entre las 03H23 GMT y las 05H09 GMT del sábado, pero "por el momento se ignoran la hora y el lugar precisos", señaló la NASA.

"El satélite estaba pasando en dirección al este sobre Canadá y Africa,0 así como grandes sectores de los océanos Pacífico, Atlántico e Indico durante ese período", afirmó esta agencia en su último informe.

La NASA insistió reiteradamente en que sólo hay un riesgo "muy remoto" para las personas.

Existe una posibilidad en 3.200 que alguien en algún lugar del mundo sea golpeado por uno de esos desechos, lo que en un planeta deshabitado en el 90% de su superficie, se transforma en una probabilidad de 0,03%.

La NASA recuerda que en 50 años de exploración espacial nadie resultó herido por un desecho caído en la Tierra.