•   Washington, Estados Unidos  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Los países de América aprobaron hoy varios compromisos para mejorar la salud de la población de las ciudades del continente, que representa casi el 80 % del total, y lograr la erradicación de la rabia en áreas urbanas en 2015.

Durante la reunión anual número 51 del Consejo Directivo de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), que se celebra en Washington hasta el próximo viernes con la asistencia de ministros del ramo de la región, se adoptó el llamado "plan de acción de salud urbana".

Se trata de una estrategia para abordar temas como la contaminación del aire y sonora, los cambios ambientales, los comportamientos y entornos saludables y la urbanización incluyente, según la OPS, establecida en 1902 y que funciona como oficina regional de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

En América, donde la población urbana ha aumentado en un 187% desde 1970, están seis de las mayores megalópolis del mundo: Sao Paulo, Ciudad de México, Nueva York, Los Ángeles, Buenos Aires y Río de Janeiro, según datos de Naciones Unidas.

La OPS recordó también que más del 30 % de la población de las ciudades americanas vive en "asentamientos informales" y que esa "urbanización acelerada genera hacinamiento, así como falta de servicios básicos de salud y saneamiento".

Asimismo, el organismo alertó de que esas malas condiciones de muchos entornos urbanos "pueden exacerbar la prevalencia de enfermedades infecciosas transmitidas por vectores e incluso de otras desatendidas".

Por otro lado, en la sesión de hoy también se fijaron varios compromisos para combatir la rabia y lograr que los países americanos, "si no bajan la guardia", puedan erradicar esa enfermedad en áreas urbanas en 2015, de acuerdo con la directora de la OPS, Mirta Roses.

"Los esfuerzos en vacunación y los programas contra la rabia deben mantenerse", dijo Roses.

La rabia "es una enfermedad que todavía causa alrededor de 50.000 muertes en el mundo" y mata a una persona cada diez minutos, indicó la funcionaria, quien añadió que en América en la década de 1970 había unos 30.000 perros que daban resultado positivo y actualmente se encuentran menos de 200 cada año.

Asimismo, añadió Roses, de unos 300 casos anuales de humanos contagiados con la enfermedad en el continente la cifra ha bajado a menos de 20.

"Queremos recordar que este éxito sostenido debe mantenerse", enfatizó Roses, quien instó a los Estados miembros de la OPS a que mantengan los programas nacionales contra la rabia y en particular los de vacunación.

"Cualquier bajada de guardia crea el ambiente propicio para que los casos por esta enfermedad vuelvan a subir", explicó.

Roses felicitó a Haití por haberse unido a las campañas regulares de vacunación contra la rabia, con el respaldo de Brasil, Canadá, Cuba y la República Dominicana.

El Consejo Directivo de la OPS eligió esta mañana al Tribunal de Cuentas de España como nuevo auditor externo de la organización para los bienios 2012-2013 y 2014-2015.

La mesa de elección del auditor externo la formaron las delegaciones de Brasil y Puerto Rico, y de los 33 Estados miembros 23 votaron por el Tribunal de Cuentas de España y 10 por el Tribunal de Cuentas de Alemania.

Además, el Consejo Directivo eligió a Brasil, El Salvador y Chile como los nuevos tres miembros para integrar el Comité Ejecutivo por los próximos tres años.

Los ministros de Salud de esos países reemplazarán a los de Argentina, Guatemala y Haití.