AFP
  •  |
  •  |
  • AFP

Ecuador coincidió el viernes con Venezuela en juzgar como un show orquestado por Colombia la presentación de un informe de Interpol sobre unos supuestos archivos electrónicos de las FARC que, según Bogotá, vinculan a los dos gobiernos de izquierda con esa guerrilla.

Esto "es una puesta en escena más de la estrategia del presidente (Alvaro) Uribe, que curiosamente utilizó" al abatido jefe rebelde Raúl Reyes "como libretista de su show", afirmó el ministro de Defensa Javier Ponce.

Más mesurado, el titular de Gobierno (Interior), Fernando Bustamante dijo que "toda información" surgida de las computadoras incautadas a Reyes "es puramente especulación".

Antes del gobierno ecuatoriano el presidente venezolano, Hugo Chávez, ya había descalificado como un "show de payasos" las revelaciones de la Organización Internacional de Policía Criminal (Interpol) de que los ordenadores pertenecían a las FARC y que su contenido no fue manipulado por Bogotá.

Incluso el ministro Ponce cuestionó a las Fuerzas Militares de Colombia por haberse robado una presunta evidencia durante el bombardeo que realizó el 1 de marzo en territorio ecuatoriano, y en el que dio muerte a Reyes y a otra veintena de personas.

La acción derivó en una crisis que todavía mantiene rotas las relaciones entre Bogotá y Quito.

"Las Fuerzas Armadas colombianas supuestamente se llevaron unas computadoras, no eran ellos los que debían llevarse y si se las llevaron, pues, se robaron, porque estaban en territorio ecuatoriano", sostuvo el funcionario.

No obstante su informe, el jefe de Interpol, Ronald Noble, aclaró que éste "no implica la validación de la exactitud de los archivos de usuarios que contienen, ni de la interpretación que cualquier país pueda hacer de dichos archivos".

Semanas antes de que se revelara el peritaje, Bogotá había filtrado unos correos electrónicos en los que se sostiene que las FARC aportaron recursos a la campaña de Correa, así como dan cuenta de nexos del ministro de Seguridad, Gustavo Larrea, con esa organización.