•   Lima, Perú  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El presidente de Ecuador, Rafael Correa, ofreció hoy su renuncia si le prueban nexos con la guerrilla de las FARC, al tiempo que lamentó no recibir el apoyo de la Unión Europea, a la que acusó de tener una "doble moral".

"Tengo la conciencia tan limpia y no tengo nada que temer que hago la propuesta: si llegan a demostrar que el gobierno de Rafael Correa tuvo alguna relación con las FARC pongo mi cargo de presidente de la República a disposición del pueblo ecuatoriano y latinoamericano", dijo el mandatario en rueda de prensa en Lima.

Correa lanzó su apuesta al descalificar el informe de Interpol, divulgado el jueves, según el cual no hubo alteración de archivos electrónicos en computador de las FARC, sobre los que Colombia sustenta acusaciones contra Venezuela y Ecuador de tener vínculos con los rebeldes.

"El informe de Interpol ni nos va ni nos viene, no nos interesa en lo más mínimo, tampoco lo que dice el gobierno colombiano", subrayó Correa en su comparecencia ante la prensa en el epílogo de la V Cumbre de la Unión Europea y América Latina.

Asimismo, informó que se reunió en Lima con el secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), el chileno José Miguel Insulza, a quien le pidió investigar si existen los nexos con las FARC que denuncia Uribe.

Correa dijo haber explicado al presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, el conflicto desatado cuando militares colombianos bombardearon el primero de marzo un campamento de las FARC en Ecuador, donde dicen haber encontrado un computador que pertenecería al líder guerrillero Raúl Reyes, abatido en esa acción.

"La Unión Europea tiene una doble moral para arreglar las cosas. ¡Por favor! Es un bombardeo, y el presidente Barroso me responde que Uribe les ha dicho que (nosotros) ayudamos a las FARC", explicó el mandatario en una recepción en la embajada de Quito en Lima tras la rueda de prensa.

"Si eso fuera cierto. ¿Ustedes justifican un bombardeo?", dice Correa haberle preguntado a Barroso. "Todavía estoy esperando la respuesta del presidente de la Unión Europea", añadió.

Correa emplazó a su par colombiano: "¿Le cree o no le cree a las FARC? Porque si le cree, hay que creerle que me financió la campaña, pero también va a ser cierto lo que han dicho del presidente Uribe, de sus relaciones con el narcotráfico y el paramilitarismo".

El actual nivel de "las relaciones bilaterales es terrible por culpa del gobierno colombiano", dijo el mandatario ecuatoriano, quien reiteró su oferta de renuncia en su programa semanal de radio que realizó desde la sede de la Comunidad Andina de Naciones en Lima.

Correa arremetió contra Uribe tildándolo de "incapaz" por no poder solucionar los principales problemas que golpean a su país y por querer exportar sus problemas a sus vecinos.

"El problema de fondo en América Latina es el conflicto colombiano. En la región, Colombia tiene guerrilla, narcotráfico, paramilitares, parapolíticos. Uribe es incapaz de controlar esos problemas y los exporta", subrayó.

"Los países de América Latina y Ecuador somos víctimas de ese conflicto. El gobierno colombiano es el que inició ese conflicto en el caso ecuatoriano al bombardear nuestro territorio. Es la primera vez que un país traslada un conflicto interno a un vecino", agregó.

La crisis diplomática entre Ecuador, Colombia y Venezuela tensionó la Cumbre entre europeos y latinoamericanos sin que se diera un esperado encuentro entre los tres presidentes, aunque hubo llamados a la calma de parte de España y de otros participantes.

El jueves, luego de divulgarse el informe de Interpol, el presidente venezolano Hugo Chávez descalificó el reporte tildándolo de un "show de payasos".

A raíz del bombardeo al campamento de las FARC en territorio ecuatoriano, en el que murió el jefe rebelde Raúl Reyes, Ecuador rompió relaciones con Colombia, con la solidaridad de Venezuela.