•  |
  •  |
  • END

El primer ministro israelí, Ehud Olmert, convocó para el martes una reunión con su ministro de Defensa, Ehud Barak, y con la de Relaciones Exteriores, Tzipi Livni, para analizar la posibilidad de lanzar una ofensiva militar sobre Gaza, informó este sábado la emisora de radio pública.

Según la misma fuente, la reunión servirá para decidir entre un ataque para acabar con, o al menos reducir, el lanzamiento de cohetes contra el sur de Israel o la aceptación de una tregua con los islamistas de Hamas, que controlan la franja de Gaza.

Olmert, presionado por una opinión pública harta del bombardeo de proyectiles, amenazó el viernes con “una acción militar dura” contra el territorio palestino.

“Teniendo en cuenta la información” a su disposición, “la balanza se inclina a favor de una acción militar dura”, declaró el primer ministro, que acababa de concluir una visita de tres días a Washington.

El diario israelí Yediot Aharonot afirmó que el ejército israelí estaba ultimando los preparativos para un ataque de gran envergadura a Gaza, pero no considera reocupar el territorio que abandonó en 2005.

Egipto está tratando de arrancar una tregua a las dos partes, pero hasta ahora no lo ha logrado. Israel considera al movimiento islamista como una “organización terrorista” y se niega a concederle rango de interlocutor.

Entre otras cosas, Israel está dispuesto a detener las operaciones militares en Gaza si acaban los disparos de obuses de mortero y cohetes, así como el contrabando de armas entre el Sinaí egipcio y la franja.

Por su parte, Hamas exige el levantamiento del bloqueo israelí y la reapertura de los pasos fronterizos entre este territorio y el exterior, particularmente el de Rafah, con Egipto.