AFP
  •   Pachuca, México  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Un sacerdote de Cuatlimax, comunidad indígena del estado mexicano de Hidalgo (centro), fue acusado por una mujer de haber abusado de ella por más de ocho años, informó hoy la procuraduría estatal.

Los hechos quedaron asentados en una averiguación judicial contra el sacerdote Reynaldo Chávez iniciada por una mujer indígena de 18 años y quien actualmente tiene cinco meses de embarazo, según pudo constatar un colaborador de la AFP en el acta ministerial.

La denuncia, presentada ante la fiscalía especializada en delitos sexuales, establece que el cura abusó de la joven indígena desde que era una niña de 10 años.

Tengo "conocimiento de al menos otras dos jóvenes indígenas que han sido acosadas por el presbítero", dijo la joven en su denuncia.

"El Padre Reynaldo me daba diez pesos (un dólar) para acompañarlo y luego me regalaba discos compactos, para tener relaciones sexuales", declaró la mujer ante autoridades ministeriales.

Por su parte, el obispo Salvador Martínez de la diócesis a la que pertenece la iglesia de Chávez "había sido informado sobre el asunto y sólo convocó a la familia para pedirles discreción", según el acta.

Chávez fue señalado por otras dos mujeres de la comunidad por haber sido también víctimas de abuso, quienes dudaron en denunciar por temor al pastor y por la posibilidad de que sean desterradas de la comunidad de Cuatlimax.

En México se han registrado varios casos de sacerdotes acusados de pederastas, el más importante fue el Marcel Maciel, fundador de los Legionarios de Cristo, quien falleció en enero pasado.

Cuando murió Maciel se hallaba retirado desde mayo de 2006 después de que el Vaticano le obligara a abandonar sus responsabilidades sacerdotales tras investigar varias acusaciones en su contra por abusos sexuales presentadas por antiguos miembros de la congregación ultraconservadora que creó en 1941.

También el cardenal Norberto Rivera se vio salpicado proteger y trasladar a una diócesis en Los Angeles en Estados Unidos a un sacerdote que había sido acusado de actos de pederastia en un poblado mexicano.